Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 8/22/2015 3:17:00 PM

Madre del niño que intentó suicidarse demandará al Distrito

Claudia Rubio dice que el menor tomó la decisión por el matoneo de un profesor en el colegio distrital Antonio García, en el sur de Bogotá.

El domingo, Claudia Rubio, madre de Ricardo* le pidió que alistara los útiles, libros y cuadernos para el ingreso a clase el martes después del festivo. Para la madre este fin de semana sería rutinario, no así para su hijo de 13 años, quien tomó de un cajón 30 pastillas de acetaminofén para intentar quitarse la vida.

El matoneo que se vive en los colegios de Bogotá ya sobrepasó los límites y el caso de Ricardo lo demuestra. El niño, estudiante de sexto grado del colegio distrital Antonio García, no aguantó más el matoneo del profesor de sociales, quien llegó a decirle que era un “manilargo, un baboso” y hasta “nenita” por contarle a la mamá lo que estaba viviendo dentro del colegio, ubicado en un deprimido barrio de la localidad de Ciudad Bolívar.

No es claro por qué el profesor de sociales se refería de esta manera a su alumno. Todo indica que el menor en alguna oportunidad arrancó unas hojas de un cuaderno y de allí derivaron las agresiones verbales.

El matoneo que denunció la madre no es de ahora. Durante parte del 2014 y todo el 2015 el menor sufrió en clase los reclamos del profesor de sociales, a pesar de las visitas de la progenitora al colegio para hablar con la coordinadora y el propio profesor, quien no cumplió la palabra, a la madre y la coordinadora, de parar los comentarios que hacía en la clase.

Pero la persecución no terminó. A las ya conocidas frases se suma que el profesor le devolvía las tareas y recuperaciones al considerar que estaban mal hechas.  

El lunes en la tarde los vómitos y mareos delataron a Ricardo, quien tuvo que confesarle a su madre lo que había hecho. De inmediato el menor fue llevado al hospital de primer nivel Vista Hermosa cuyo personal médico se encargó de él y le prestó la atención hospitalaria.

“Estuvo grave”, cuenta su madre a Semana.com. “Gracias a Dios está fuera de peligro”. Aunque el menor ya salió del hospital, tendrá que asistir a controles médicos renales y a varias sesiones con el psicólogo.  

La tragedia que vivió la humilde familia de Ricardo por la decisión que podría haberle costado la vida deja a una madre desconsolada porque el colegio no ha actuado para ayudarla. Por el contrario, ella ha tenido que ir a buscar al rector de la institución, pero él no le ha “dado la cara”. Tampoco el profesor, quien a pesar de las denuncias mantiene la cátedra en la institución.

La Secretaría de Educación no se ha pronunciado ni a estado pendiente de la familia. Ante la desatención, la falta de controles, espera contactarse con abogados para iniciar una demanda. “Quiero mirar quién me asesora, estuvo en juego la vida de mi hijo y nadie hizo nada, tiene mucho daños”.

*Nombre cambiado.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

TEMAS RELACIONADOS

EDICIÓN 1855

PORTADA

Exclusivo: la verdadera historia de la colombiana capturada en Suiza por ser de Isis

La joven de 23 años es hoy acusada de ser parte de una célula que del Estado Islámico, la organización terrorista que ha perpetrado los peores y más sangrientos ataques en territorio europeo. Su novio la habría metido en ese mundo.