Domingo, 11 de diciembre de 2016

| 2016/06/01 16:20

Uribismo pierde último ‘round’ en la reforma por la paz

Cámara de Representantes rechazó la ponencia del Centro Democrático para archivar el acto legislativo para la paz.

Solo 6 representantes votaron a favor, 84 lo hicieron en contra de la ponencia propuesta por el uribismo. Foto: Archivo SEMANA

A las 3:20 de la tarde de este miércoles el uribismo dio su última pelea en contra del acto legislativo para la paz. A esa hora, el presidente de la Cámara de Representantes, Alfredo De Luque, certificó el resultado de la votación de la ponencia, defendida por el representante Álvaro Hernán Prada, con la que pedía archivar el proyecto por considerarlo inconstitucional. Solo 6 representantes votaron a favor, 84 lo hicieron en contra.

La derrota del uribismo no fue sorpresiva, dada la abrumadora coalición que tiene el Gobierno. Pero significa el último round de la discusión que más ha concentrado a las fuerzas políticas en la presente legislatura, la relacionada con la implementación de los eventuales acuerdos de paz.

El proyecto está siendo discutido en último debate por la plenaria. De ser aprobado pasará a la necesaria conciliación de textos con el Senado.

Se trata de una reforma la Constitución que entrega facultades extraordinarias al presidente de la República para que expida decretos con fuerza de ley para implementar los acuerdos de paz; habilita al Congreso, mediante un procedimiento legislativo especial, para aprobar leyes estatutarias y actos legislativos en menor tiempo que lo habitual para implementar los acuerdos de La Habana; así mismo consagra que el acuerdo final será elevado a la categoría de Acuerdo Especial, con el propósito de cumplir a las FARC con la palabra empeñada.

Desde que se dio el primer debate, hasta el último, el Centro Democrático se opuso sistemáticamente al proyecto. Siempre con los mismos argumentos, pero también aprovechando las coyunturas para interponerse a la que ha sido llamada la pista de aterrizaje de los acuerdos de La Habana.

Este miércoles, por más de 40 minutos, el representante Prada insistió en que el proyecto es inconstitucional, que con él se consumará un golpe de Estado, y que se le “entregará el país al terrorismo” y se le dará elegibilidad política a  las FARC.

En su discurso, aprovechó para cuestionar al Gobierno sobre la forma como se refirió al secuestro de Salud Hernández y los periodistas de Noticias RCN. También insistió en que el acuerdo final va a ser un acuerdo de impunidad, y aclaró que el Centro Democrático busca “un buen acuerdo de paz” y no que se acaben las negociaciones.  

“Que Dios los bendiga y ojalá que estas palabras lleguen a sus conciencias. Tenemos la oportunidad de atajar  la impunidad y la elegibilidad al terrorismo”, dijo antes de bajarse del atril.

Hernán Penagos fue el encargado de presentar la ponencia favorable al proyecto, y tras la derrota del uribismo, se concentró en despejar las dudas sobre que este proyecto se ha tramitado ajustado a la Constitución y explicó los alcances del procedimiento legislativo especial. Hizo énfasis que como lo ha comprometido el Gobierno, la implementación de esta reforma solo entrará en vigencia tras la refrendación de los acuerdos, es decir, solo si la voluntad del pueblo colombiano así lo ratifica.

Sin embargo,  la votación con la que se rechazó la ponencia del uribismo fue al límite, pues solo contó con la mitad de la Cámara. El ausentismo podría poner en aprietos la votación, que se desarrolla a esta hora en la plenaria de la Cámara.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.