Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

Opinión

  • | 2012/10/04 00:00

    Diarios de Venezuela: Acompañantes electorales

    ¿Qué está pasando con los encargados de velar por el desarrollo transparente del proceso electoral en Venezuela?

COMPARTIR

El gobierno de Venezuela le dio la bienvenida ayer a cientos de “acompañantes internacionales” que vienen de las delegaciones de Unasur, la Unión Africana, representantes de movimientos sociales y periodistas internacionales. En los próximos tres días serán agasajados con almuerzos y cenas, algunos tendrán tiempo de recorrer sitios de interés histórico y cultural en Caracas, asistirán a cierres de campaña, aprenderán cómo funciona el sistema electoral en Venezuela, y finalmente, estarán presentes en algunos puestos de votación del país, según la agenda oficial programada.

¿Cuál fue el criterio de escogencia de estos acompañantes? Le pregunté a un periodista inglés y a un representante de los trabajadores mineros chilenos y me dijeron que simplemente los habían invitado. Uno me dijo que iba a escribir un reporte de su experiencia, al otro que no le habían pedido informe. También les pregunté qué opinan de Chávez, y ambos me hablaron de él en términos favorables. De Capriles me dijeron que era un golpista. Un colega brasilero entrevistó a la delegación de su país y uno de ellos le contestó que en Venezuela se estaba viviendo la única revolución social real.

El evento de bienvenida quería dar el mensaje de que en el país existe “el mejor sistema electoral del mundo”, “un sistema blindado”, que el CNE “siempre ha contribuido a la paz”, que “el voto será respetado y los resultados serán reflejo fiel y firme de la expresión popular” y que “la credibilidad de los resultados electorales en Venezuela no es un acto de fe”. Con estas palabras la fiscal, la presidenta de la rama judicial y la rectora máxima del CNE, aseguraron que todo está perfecto y todo saldrá bien, y que por eso no es necesario una misión de observación electoral que resultaría “lesiva a la construcción de la soberanía nacional”. Cosa que el delegado de Unasur, Carlos Álvarez, posteriormente también consideró innecesario porque en Venezuela no hay “una democracia paria” que necesite de la observación internacional.

No sé qué quiere decir ser una “democracia paria” pero el discurso de la presidenta del Tribunal Supremo de Justicia sugiere que Venezuela tampoco es una democracia perfecta, en donde hay plena independencia de las ramas del poder. Luisa Stella Morales Lamuño dijo, ante la comunidad internacional presente, que lo que estaba en juego en esta elección era la continuidad de un modo de vida de los venezolanos, del “proceso político”, de una “ejecutoria que se ha hecho viva” y que aquí se iba a definir entre “un buen gobierno o elegir a un modelo diferente”. Sus palabras insinúan que el poder judicial en estas elecciones también será acompañante, en vez de garante de la justicia.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1839

PORTADA

Odebrecht: ¡Crecen los tentáculos!

Las nuevas revelaciones del escándalo sacuden al Congreso y al director de la ANI. Con la nueva situación cambia el ajedrez político al comenzar la campaña electoral.