Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 6/9/2014 12:00:00 AM

Implantes cerebrales contra la enfermedad mental

Un electrodo que se implanta en el cerebro promete ser un tratamiento eficaz para el estrés prostraumático.

Una agencia del Pentágono ha destinado decenas de millones de dólares para investigar cómo los implantes en el cerebro pueden combatir los trastornos mentales, en especial, el de estrés postraumático, informó NPR.

Algo que suena como ciencia ficción podría hacerse realidad en unos cinco años, gracias a una asociación entre la Universidad de Massachusetts y la Agencia de Proyectos de Investigación Avanzada de Defensa (DARPA), con la esperanza de comenzar los ensayos en humanos tan pronto sea posible. El proyecto contará con más de 50 millones de dólares para su financiamiento.

La técnica, conocida como estimulación cerebral profunda, consiste en insertar el pequeño chip entre el cráneo y el cuero cabelludo, que se comunica con electrodos puestos dentro del cerebro.

Cuando el chip registra alteraciones en el funcionamiento neuronal, se liberan pulsos eléctricos minúsculos a las zonas afectadas que restaurarían la función cerebral del paciente. Los investigadores esperan que, a largo plazo, la supresión de los síntomas sea permanente.

"Muchas veces, hemos visto trastornos neuropsiquiátricos en el personal militar y hay muy pocas opciones (de tratamiento)", dijo a NPR Justin Sánchez, un representante de la DARPA.

Como con cualquier técnica que implica manipular el cerebro de una persona, los científicos permanecen cautelosos. Sin embargo, el investigador principal del proyecto, el doctor Emad Eskandar, confía en que la tecnología trabajará para bien de los enfermos.

"Nuestra esperanza es que este proyecto no solo restaure la calidad de vida de los afectados, tanto militares como civiles, sino que cambie dramáticamente la forma en que nos acercamos al tratamiento de los trastornos neuropsiquiátricos”, aseguró.

DARPA es el brazo de investigación avanzada de los militares de EE. UU. que financia cientos de nuevos proyectos, entre ellos, la creación de robots que puedan salvar las vidas de soldados en el campo de batalla.

Según la DARPA, unas 100.000 personas en todo el mundo ya utilizan los dispositivos de estimulación cerebral para el tratamiento de enfermedades neurológicas como el Parkinson y la distonía.

Sin embargo, los implantes que se usan actualmente (conocidos como 'marcapasos cerebrales') son dispositivos relativamente simples. Según la Agencia, los equipos de investigación trabajarán en implantes más sensibles y sofisticados.

"Mientras que (los dispositivos actuales) han demostrado ser eficaces, están basados en los conceptos de la industria del marcapasos cardíaco", dijo Sánchez. "Y sabemos que el cerebro es muy diferente al corazón".

La DARPA espera que el proyecto, que forma parte de la iniciativa BRAIN del presidente estadounidense, Barack Obama, no solo beneficie a los miembros de las fuerzas armadas, sino que mejore significativamente nuestra comprensión de la enfermedad mental.

"A pesar de los avances recientes, los médicos e investigadores siguen estando limitados por las herramientas disponibles para estudiar, entender y tratar los sistemas del cerebro", publicó la Agencia en el 2013.
¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1842

PORTADA

La voltereta de la Corte con el proceso de Andrade

Los tres delitos por los cuales la Corte Suprema procesaba al senador se esfumaron con la llegada del abogado Gustavo Moreno, hoy ‘ad portas’ de ser extraditado. SEMANA revela la historia secreta de ese reversazo.