Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/29/2017 10:00:00 PM

Ecopetrol en defensa del agua

La empresa ha puesto en marcha varios programas para proteger el recurso y demostrar que es posible producir crudo y al mismo tiempo cuidar las fuentes hídricas.

Una de las mayores preocupaciones de las comunidades de las regiones petroleras es el manejo del agua, un recurso cada vez más escaso en el planeta. Consciente de estas inquietudes, Ecopetrol viene desarrollando desde hace varios años una estrategia para proteger los afluentes en las zonas donde tiene presencia. Y lo está logrando por medio de programas como El Agua Soy Yo, de planes de reforestación de cuencas y de sistemas para usar menos líquido en las actividades de exploración, producción y refinación, entre otros.

Su principal objetivo es demostrar que es posible la convivencia entre el agua y el petróleo y que no es cierto que la sísmica y la perforación de pozos sequen acuíferos o contaminen ríos y quebradas.

Le puede interesar: Las alianzas de emprendimiento que rodean a Ecopetrol

La alianza entre la compañía y la Alcaldía de Guamal (Meta), para proteger el río Humadea, muestra uno de los ejemplos. Para ello Ecopetrol adquirió 268 hectáreas dedicadas hasta entonces a la ganadería extensiva, con el fin de conservar 32.000 árboles nativos y proteger 13 nacederos, incluido el caño Cristalino, principal afluente del río. Los terrenos quedan cerca de las fuentes hídricas que surten los acueductos de Guamal, en zona de amortiguación del páramo de Sumapaz.

Otra muestra es la reserva natural La Tribuna, a media hora de Neiva (Huila), que cuenta con una extensión de 128 hectáreas. Hasta hace un par de décadas era una inmensa finca dedicada a levantar ganado, pero en 1994 la empresa Hocol, filial de Ecopetrol, adquirió los terrenos y comenzó a trabajar por recuperarlos. Hoy allí funciona un centro de investigación y educación ambiental gracias a la gran biodiversidad y la presencia de diversas especies de fauna y flora. Sobresale la rana cristal, una especie muy rara convertida en símbolo de la reserva. Entre los grandes atractivos de La Tribuna está la quebrada Neme, nombre que obedece a que pasa por un terreno donde brota petróleo de manera natural.   

Le recomendamos leer:  “El magdalena será navegable”

Para usar menos agua en su actividad, la refinería de Barrancabermeja ha puesto en marcha mejores prácticas que han permitido reducir en un 65 por ciento el líquido captado para sus procesos industriales. Así mismo, al usar tecnologías limpias han mejorado las condiciones de calidad del agua que se vierte nuevamente al río Magdalena.

Por otro lado, con el propósito de preservar los ecosistemas, en Pozos Colorados (Santa Marta), Ecopetrol desarrolla un proyecto de arrecifes artificiales para generar beneficios para las comunidades, mejorar el ambiente y fortalecer la capacidad pesquera y turística. Para ello arrojan al mar unas estructuras construidas en tubería de acero sobre las que crecen algas y fitoplancton, alimentos para peces y otras especies marinas.

Sugerimos: El revolucionario filtro de grafeno que puede convertir agua de mar en agua potable

En asocio con Corpoica, la petrolera desarrolla un proyecto en Meta para monitorear los suelos y los gases de efecto invernadero, así como para hacer seguimiento a la microfauna, a los caudales y a la calidad del agua. También, en línea con la adaptación al cambio climático, realiza actividades con ganaderos en los municipios de Támara, Paz de Ariporo, Hato Corozal, entre otros, para lograr un manejo sostenible de los suelos. Ecopetrol comprendió que una de las mejores maneras de ayudar a las regiones es preservar el medioambiente y cuidar el agua.

Click aquí para regresar al artículo principal.

¿Tiene algo que decir? Comente

Para comentar este artículo usted debe ser un usuario registrado.

EDICIÓN 1832

PORTADA

El fantasma del castrochavismo

La mitad del país cree que Colombia está en peligro de convertirse en la próxima Venezuela. ¿Cuáles son las posibilidades reales de que eso suceda?