deportes

Este será el árbitro del PSG vs. Bayern en la final Champions League

La temporada pasada fue el cuarto árbitro en la final de la Liga Europa que el Chelsea ganó 4-1 al Arsenal.


Los amantes del fútbol se preparan para la gran final de la Champions League que se disputará el próximo domingo 23 de agosto entre el Paris Saint-Germain y el Bayern Múnich, a partir de las dos de la tarde, hora de Colombia. Para ello, la Uefa designó al árbitro italiano Daniele Orsato para que imparta justicia en el campo de juego, en un partido que promete ser muy disputado en Lisboa.

El réferi italiano tiene 44 años y pitará la gran final luego de haber tenido a cargo ocho encuentros de la Champions League durante esta temporada, incluido el partido de ida de octavos de final entre Real Madrid y Manchester City.

Para la esperada final de este domingo, Daniele Orsato contará con la asistencia de sus compatriotas Lorenzo Manganelli y Alessandro Giallatini. Entre tanto, el cuarto árbitro será el rumano Ovidiu Hategan.

Además, Massimiliano Irrati será el asistente de video (VAR) y contará con la ayuda de Marco Guida y los españoles Alejandro Hernández Hernández y Roberto Díaz Pérez del Palomar.

El Lyon enseñó al PSG el camino frente al Bayern Múnich

Si el Bayern Múnich juega contra el PSG el domingo en la final como contra el Lyon "puede decir adiós a la Champions". Un día después de su clasificación, los expertos alemanes tienen la misma opinión: la maquinaria bávara tiene fisuras y Neymar y Kilian Mbappé las pueden explotar.

Cierto, el ‘Rekordmeister‘ goleó al Lyon el miércoles (3-0), pero únicamente por la mayor calidad de sus jugadores.

La defensa se mostró vulnerable y las ocasiones falladas por los atacantes del Lyon facilitaron la tarea. ¿Ocurriría lo mismo con Mbappé y Neymar si se quedan solos ante Manuel Neuer?

"Tuvimos la suerte de aguantar el golpe en la primera fase del partido", reconoció el técnico bávaro Hansi Flick, más aliviado que eufórico tras la clasificación para la final del domingo (19h00 GMT).

En varias ocasiones, el séptimo clasificado de la Ligue 1 fue capaz de tomar la espalda a la defensa alemana, posicionada muy arriba. Incluso siendo muy seguros en sus intervenciones, los centrales David Alaba, Jerome Boateng o Niklas Sule no podrían alcanzar a un Mpbappé lanzado en los últimos 30 metros.

Con información de la AFP.