ARCHIVO - En esta fotografía de archivo del lunes 12 de marzo de 2018, de izquierda a derecha, el príncipe Guillermo de Gran Bretaña, Kate la duquesa de Cambridge, Meghan Markle y el príncipe Harry de Gran Bretaña llegan para el Servicio de la Commonwealth en la Abadía de Westminster. Gran Bretaña y su familia real están absorbiendo los temblores de una sensacional entrevista televisiva con el príncipe Harry y Meghan. La pareja dijo que se encontraron con actitudes racistas y una falta de apoyo que llevaron a Meghan a pensamientos suicidas. La pareja dio una descripción profundamente poco halagadora de la vida dentro de la casa real, mostrando una institución fría e indiferente a la que tuvieron que huir para salvar sus vidas. Meghan le dijo a Oprah Winfrey que en un momento "simplemente ya no quería estar viva". Meghan, quien es birracial, dijo que cuando estaba embarazada de su hijo Archie, hubo "preocupaciones y conversaciones sobre cuán oscura podría ser su piel cuando nazca". (Paul Grover / Pool Photo a través de AP, archivo)
- Foto: AP.

realeza británica

Al príncipe William le preocupa que sus conversaciones con Harry se hagan públicas

El intento de los príncipes británicos William y Harry de arreglar su relación, tras el escándalo desatado por la entrevista de Oprah en EE.UU., se ha visto truncado pues William quiere tener la seguridad de que los temas que hablen entre ellos sean privados.

Según los informes de la prensa inglesa, el mayor de los hijos del príncipe Carlos y Lady Diana está muy molesto y siente desconfianza, pues teme que la conversación que tenga con su hermano pequeño termine haciéndose pública en los medios de comunicación mundiales.

“William ahora está preocupado de que cualquier cosa que le diga a su hermano sea difundida en la televisión estadounidense” según un reportaje de la revista Vanity Fair.

Esto parece referirse al informe reciente de la periodista Gayle King en el programa CBS This Morning donde confirmó que el príncipe Harry habló con su hermano y su padre, el príncipe Carlos, pero que las conversaciones “no fueron productivas”.

Gayle King, periodista del programa “CBS This Morning” de New York.
Gayle King, periodista del programa “CBS This Morning” de New York. - Foto: TMZ.com

Gayle dijo que llamó a Harry y Meghan Markle directamente para obtener la información, lo cual fue calificado por William, actual duque de Cambridge, como ”muy preocupante”.

Esta semana, en una conferencia de prensa ofrecida en Nueva York, la periodista declaró ante los medios norteamericanos que sus informes no los hace porque sea la portavoz oficial de Harry y Meghan, sino que es una amiga preocupada en ayudarlos en todo momento.

Aunque, esa “amiga desinteresada” presenta un importante programa de televisión matutino en CBS en donde hizo las revelaciones. Según dedujeron varios analistas neoyorquinos ese simple hecho también le traería enormes réditos a Gayle y, posiblemente, también podría beneficiar la imagen de la pareja real y sus arcas, al volverlos celebridades mediáticas.

De cualquier manera, la periodista ha quedado atrapada en medio de la guerra fría que mantienen el duque y la duquesa de Sussex con el Palacio de Buckingham. Otro informe del medio de comunicación VF revela que a la familia real le preocupa que la historia se esté “convirtiendo en una telenovela”.

El príncipe Harry ya habló con su padre y hermano tras entrevista con Oprah

Príncipe Carlos y Harry
Príncipe Carlos y Harry - Foto: Fotos: Archivo AFP

El príncipe Harry habló con su hermano William durante el fin de semana por primera vez después de la entrevista del duque y la duquesa de Sussex con Oprah Winfrey, reveló este martes la amiga de Meghan Markle, Gayle King.

“Bueno, no estoy tratando de revelar la noticia, pero yo les marqué para ver cómo se estaban sintiendo. Y es verdad, Harry ya habló con su hermano y con su papá”, señaló la presentadora de la cadena de televisión CBS en el programa This Morning.

Agregó que lo que le contaron fue que “la conversación no fue productiva, pero por lo menos están contentos de haber empezado a hablar”.

“Nadie en la familia real ha hablado con Meghan todavía. Y creo que es frustrante para ellos ver que es una conversación racial sobre la familia real cuando todo lo que querían desde el principio era que la realeza interviniera y le dijera a la prensa que se detuviera con las historias injustas, inexactas y falsas que definitivamente tienen un sesgo racial”, añadió.

“Y hasta que no puedan reconocer eso, creo que será difícil seguir adelante. Pero ambos quieren una sanación en esta familia. Al fin y al cabo, esa es la familia de Harry”, aseguró.

Señaló que “Meghan tiene documentos para respaldar todo lo que dijo en la entrevista de Oprah. Todo”.

“Y creo que lo que todavía les molesta es que el palacio sigue diciendo que quieren resolverlo en privado; sin embargo, creen que están saliendo estas historias falsas que son muy despectivas contra Meghan”, insistió la presentadora.

Harry y Meghan
Esta imagen proporcionada por Harpo Productions muestra al príncipe Harry, a la izquierda, y a Meghan, duquesa de Sussex, conversando con Oprah Winfrey. "Oprah with Meghan and Harry: A CBS Primetime Special" se emitirá el 7 de marzo de 2021. La familia real británica y la televisión tienen una relación complicada. El medio ha ayudado a definir la monarquía moderna: la coronación de la reina Isabel II en 1953 fue el primer espectáculo televisivo masivo de Gran Bretaña. Desde entonces, raras entrevistas han permitido vislumbrar detrás de las cortinas del palacio a la familia demasiado humana que hay dentro. (Joe Pugliese / Harpo Productions a través de AP, archivo) - Foto: AP

Sentenció que “el asunto del acoso se planteó en 2018 y ahora hay una investigación en curso contra Meghan, cuando cualquiera que haya trabajado con ella te dirá exactamente quién es. Ella es realmente una persona muy dulce y cariñosa”.

La revelación se produjo el mismo día en que el abuelo de Harry, el duque de Edimburgo, se reunió con la reina en el castillo de Windsor después de dejar el hospital King Edward VII en Londres tras una internación de 28 días por una operación cardiaca.

En la entrevista del 7 de marzo, Meghan reveló que “había ciertas preocupaciones de cómo sería el color de piel del bebé”. No mencionaron nombres, pero dejaron claro que no se trataba de sus abuelos, la reina Elizabeth ni el príncipe Philip.

Después de escuchar estas acusaciones, William menciona a la prensa que “la familia real no es racista” y añadió después: “No he hablado con mi hermano sobre el tema, pero lo hablaré pronto”, concluyó.

En la misma entrevista con Oprah, el príncipe Harry también dijo que su padre había dejado de contestarle sus llamadas durante un tiempo.

“Hay mucho que trabajar allí. Me siento realmente decepcionado porque él igual ha pasado por algo similar”, dijo.

“Él sabe cómo es este dolor, y además Archie es su nieto. Por supuesto, siempre lo amaré, pero ahorita hay demasiado dolor. Y continuaré haciendo que sea una de mis prioridades tratar de sanar esa relación”, termina Harry.