logo_defecto

Uno de los problemas que tendrá que afrontar Belisario Betancur cuando sea presidente de la república es que su famosa simpatía lo va a perjudicar enormemente en cuestión de nombramientos. Todas las personas que hoy gozan de un cargo público consideran que son íntimas de Belisario y que Belisario no las puede tocar, esto incluyendo liberales conservadores y de cualquier filiación política. Si sé tiene en cuenta que la nómina tendrá que ser congelada por el exceso de burocracia existente en la actualidad, el Presidente de la República estará maniatado ante la cantidad de deudas o de compromisos adquiridos.

1982-07-12

Otros Confidenciales

Vicky En Semana

“Los partidos han perdido coherencia”: Ómar Yepes estalla por apoyo a Petro sin condiciones desde el Partido Conservador

El expresidente de esa colectividad también destacó cuál es la importancia de la oposición en los sistemas democráticos.