transformación de procesos

Los beneficios de digitalizar las áreas legales y tributarias de las organizaciones

Invertir en tecnología aplicada a las funciones legales y tributaria, no solo genera un retorno de la inversión, también aumenta la eficiencia de las operaciones y la capacidad del cumplimiento normativo, así como la posibilidad de integrar estos aspectos de forma oportuna a la toma de decisiones estratégicas de las organizaciones. Por otro lado, es evidente el mayor compromiso que este tipo de cambios genera en el talento humano, haciendo que se eliminen fricciones en el funcionamiento de las empresas. Y PwC guía a las organizaciones en este proceso.


Con el aumento de la complejidad de los negocios, los procesos y obligaciones legales, laborales, aduaneras, cambiarias y fiscales, tienden a ser cada vez más complicadas, por tanto la implementación de tecnología se presenta como un paso fundamental para simplificar, agilizar y aprovechar al máximo estas funciones.

Así lo explica Paul Rocha, Director de Tax & Legal de PwC Colombia: “En los últimos años hemos visto un incremento en la exigencia y en la cantidad de información que las diferentes autoridades solicitan a las compañías. Un ejemplo es la facturación electrónica, lo que hace que las ventas, servicios y actividades que realicen las empresas deban soportarse, a través de un documento electrónico. Lo anterior aumenta la exigencia de cumplimiento, pero también obliga a las organizaciones a integrar herramientas digitales para asegurar estos procesos”.

Y no es el único cambio, los reguladores dinamizan la transformación intensificando el uso de sistemas informáticos para el cumplimiento de las diferentes obligaciones de las personas y organizaciones. Cada vez es más común el intercambio automático de información entre distintas jurisdicciones para facilitar la fiscalización de transacciones transfronterizas, se profundiza el uso del big data y la evaluación de los datos disponibles con herramientas de analítica y business intelligence, que permiten, entre otros, definir perfiles de entidades de alto riesgo y concentrar los esfuerzos de fiscalización. El uso del blockchain cada vez se explora más como un agilizador de las transacciones que ocurren entre las entidades y el Estado.

En este contexto, PwC ha identificado, a través de la experiencia con sus clientes y el talento necesario, las áreas particulares que desde el punto de vista legal y tributario, requieren soluciones tecnológicas inmediatas que permitan reconocer rápidamente las obligaciones que se deben cumplir en una economía cada vez más dinámica. El enfoque que utiliza PwC es estratégico y tiene como propósito el cumplimiento de los objetivos de las organizaciones así como la administración de sus riesgos. Las entidades necesitan conocer los riesgos legales y tributarios que enfrentan, así como los costos de incumplimiento de estas materias.

Este enfoque revela la necesidad de análisis de información, de tal manera que los datos que se producen en el negocio, indiquen cómo está funcionando una compañía, qué mejoras puede hacer y qué errores evitar. Y por último, explica Paul, “hoy las compañías no solo tienen el objetivo de saber los requerimientos normativos propios de su negocio, sino que deben utilizar la información para adelantarse a los acontecimientos y así administrar sus riesgos de forma adecuada, esto en un ambiente digital, implica que deben seleccionar la tecnología correcta para hacerle frente a estos requerimientos y armonizarla con su ecosistema digital, lo que les permite ser organizaciones sostenibles”.

Para dar respuesta a estas necesidades, PwC ha identificado que la automatización, la inteligencia artificial, la analítica de datos y el procesamiento en la nube son herramientas clave para construir soluciones a la medida de las organizaciones, y por eso se ha dedicado a construir un portafolio de plataformas y servicios basados en tecnología que se adaptan a los atributos que buscan darle a todas sus herramientas digitales: visión de futuro, mayor profundidad para prever los riesgos en la nueva realidad, transparencia para resolver problemas importantes generando confianza, certeza para incentivar decisiones bien informadas y velocidad.

PwC ha identificado, a través de la experiencia con sus clientes y el talento necesario, las áreas particulares que desde el punto de vista legal y tributario, requieren soluciones tecnológicas inmediatas.
PwC ha identificado, a través de la experiencia con sus clientes y el talento necesario, las áreas particulares que desde el punto de vista legal y tributario, requieren soluciones tecnológicas inmediatas. - Foto: iStock

Precisamente, una de las soluciones que ofrece la firma y que apunta a estas características es su asistente tributario virtual, apoyando a sus profesionales en la búsqueda de información relevante para solucionar las consultas de las compañías de forma ágil, mejorando los tiempos de respuesta de su equipo de asesores.

También cuentan con Lupa PwC, una herramienta web que realiza la validación de los aportes de nómina de las empresas, permitiendo apoyarlas en la revisión del cien por ciento de sus obligaciones de nómina. En esta línea de automatización de procesos, sobresale Renta PwC, como un software en la nube que integra bots a las actividades de elaboración de las declaraciones del impuesto de renta de las empresas.

Con su Suite TPI (Transfer Pricing Intellingence), utilizan un conjunto de herramientas globales con el sello PwC, que permiten agilizar el proceso de análisis de comparables, estudios de precios de transferencia y reporte país por país, requeridos por las compañías multinacionales.

Por otra parte, cuentan con Impuestos en línea, una plataforma que incluye todo un paquete de servicios a nivel tributario. Esta consta de una sección informativa que funciona como una gran biblioteca normativa, un periódico de actualización y una ventana de comunicación con sus clientes. “Los inversores y empresarios esperan encontrar fácilmente las normas relevantes para su negocio, y este es uno de los valores agregados que ofrecemos como firma”, asegura el experto.

Finalmente, entre otras herramientas, resalta la plataforma Tax Function, frente a la cual expresa: “Decidimos crear una plataforma para digitalizar completamente la función tributaria de nuestros clientes, brindando alertas sobre sus obligaciones fiscales y llevando el trabajo colaborativo a otro nivel”.

Además, agrega Paul, “con estas herramientas apoyamos la transformación digital de nuestros clientes y propiciamos el ambiente de cambio para que las organizaciones digitalicen sus funciones legales y tributarias, evidenciando diferentes impactos que se pueden medir en el corto y mediano plazo. Es una nueva realidad en la que cada empresa está buscando una combinación correcta entre talento y tecnología, y esto está transformando los negocios a pasos enormes. En este ambiente retador, podemos decir con total tranquilidad que no están solos”.