deportes

Fabio Jakobsen en coma inducido, piden sanción de por vida a culpable de caída

La primera etapa de la Vuelta a Polonia fue el escenario de una aparatosa caída en el embalaje final que dejó al holandés Fabio Jakobsen gravemente lesionado.


Este miércoles, durante el embalaje final de la Vuelta a Polonia, hubo un incidente entre dos ciclistas: de acuerdo a varios videos compartidos en redes sociales, el ciclista holandés Fabio Jakobsen, del equipo Deceuninck-Quick Step, fue cerrado por su compatriota Dylan Groenewegen, del Jumbo-Visma.

Remco Evenepoel, compañero de Jacobsen escribió “Debería ser suspendido de por vida. ¡Maldita sea! Debería darte vergüenza". Minutos después borró el tuit. 

De acuerdo con información del cuerpo médico de la carrera, Jakobsen, de 23 años, está en "estado crítico" y los médicos lo pusieron en coma inducido. 

"Está muy grave. Su vida corre peligro. Ha tenido una enorme pérdida de sangre y tiene importantes lesiones", explicó la médica de la carrera, Barbara Jerschina, a la televisión polaca Polsat Sport.

"Ha perdido mucha sangre, pero hemos logrado intubarle, liberar sus vías respiratorias. Le hemos administrado oxígeno y todos los medicamentos necesarios. El corazón funcionaba normalmente y no tiene lesiones ni en la caja torácica ni, sobre todo, en la cabeza ni en el cerebro", añadió. 

El corredor, de 23 años, fue trasladado al hospital de Sosnowiec, en el sur del país.

"El paciente está siendo operado por un equipo de médicos cirujanos maxilo-faciales en el servicio de urgencias. Su estado es grave, hay que esperar. El paciente está intubado, sus funciones respiratorias y cardiológicas son eficaces", declaró después un portavoz del hospital, Tomasz Swierkot.

El exciclista Patrick Lefevere, director del Deceuninck Quick Step, va un paso más allá y pide directamente que le metan entre rejas. "Tienen que poner a este tipo de @TeamJumbo en la cárcel", ha escrito. Incluso pide llevar a los tribunales este tipo de acciones. "Este es un hecho criminal señor @GroenewegenD", añadió. 

La Unión Ciclista Internacional (UCI) condenó "con firmeza el comportamiento peligroso" de Groenewegen, que calificó de "inaceptable" y anunció que trasladará los hechos a la comisión disciplinaria para "pedir sanciones a la altura de la gravedad de los hechos".

La caída se produce cuando se cumple exactamente un año de la muerte del velocista belga Bjorg Lambrecht, de 22 años, que se estrelló contra una estructura de hormigón después de perder el equilibrio sobre la bicicleta.

Varios equipos, entre ellos el Jumbo-Sisma, y corredores, como el español Alejandro Valverde y el italiano Elia Viviani, hicieron públicos a través de las redes sociales mensajes de apoyo a Jakobnsen, deseándole una pronta recuperación.

A sus 23 años, Jakobsen es uno de esos corredores llamados a ser estrellas del pelotón internacional en los próximos años.

Pese a su juventud, cuenta ya con 18 victorias en su palmarés, tres de ellas al comienzo de esta temporada ante especialistas consumados del esprint.

Aunque comenzó a hacerse un nombre en el pelotón en la Vuelta a España del año pasado, cuando logró dos triunfos de etapa, uno de ellos la prestigiosa llegada a Madrid, ante el irlandés Sam Bennett.

Pasado a profesionales en 2018, el año pasado ganó en junio el campeonato de Holanda.

Otros corredores implicados en el accidente, como los franceses Marc Serreau y Damien Touzé, sufrieron heridas de diversa consideración, aunque obviamente no tan graves como las de Jakobsen.