Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

Ventana Modal

Este contenido se reemplaza via ajax por el del html externo.

×

×

| 4/28/2012 12:00:00 AM

El peso de la tradición

Una firma de ingeniería nacida en Cali hace 62 años, una de las pioneras del sector, le está sacando partido al auge minero-energético.

El peso de la tradición Bernardo Gamboa, gerente general de Conciviles, señala que en el sector de la minería y el petróleo hay grandes oportunidades y por eso allí también estarán enfocados.
Conciviles, que en sus inicios se especializó en construir puentes y vías de comunicación, comenzó a dar un giro en sus negocios y hoy está más enfocada en centrales hidroeléctricas y proyectos relacionados con la infraestructura minera, sectores a los que han ido migrando otras firmas de ingeniería colombianas para aprovechar el boom de esa actividad. Hoy trabaja en una mina de oro en el departamento de Santander, del empresario brasileño Eike Batiste, en donde abre varios túneles exploratorios en asocio con una compañía chilena. Además, adelanta obras para la refinería de Cartagena, ejecuta trabajos en asocio con Conconcreto para ampliar el puerto y la capacidad extractiva de carbón de El Cerrejón –la mina a cielo abierto más grande de América Latina– y trabaja en las obras de la central hidroeléctrica del río Amoyá. En Perú construye una tubería de 300 kilómetros con una inversión de 200 millones de dólares para el gasoducto de Contugás.

Bernardo Gamboa, su gerente general, dice que están enfocando los esfuerzos en minería y petróleo con compañías expertas en esta clase de proyectos, teniendo en cuenta que las oportunidades son grandes en el sector. Pero no descuidarán el foco de la compañía. Conciviles construye actualmente la troncal de Aguablanca así como las obras complementarias del Sistema Integrado de Transporte Masivo en Cali y la carretera Tocache, en Perú. Un proyecto que no pudo concretar fue la carretera las Ánimas-Nuquí, en Chocó, debido a problemas medioambientales y de geotecnia.

Según Gamboa, uno de los obstáculos que se le atraviesan a la ‘locomotora’ de la infraestructura es la falta de coordinación entre las diferentes entidades del Estado, así como los temas con las comunidades y el medio ambiente. Esto hace que muchos proyectos se hagan inviables. El otro problema es la dificultad para conseguir mano de obra calificada. “La Ingeniería era una carrera que había sido muy atractiva en el país, pero ahora está en declive, particularmente en el área civil”, sostiene este ingeniero civil de la Universidad de los Andes, con especialización en Gerencia de North West University.

Conciviles es una de las firmas con mayor tradición en el país, que ha visto desaparecer muchos competidores en más de seis décadas y que, según Gamboa, se ha mantenido vigente gracias a su cultura de trabajo, a los valores que sus fundadores le dieron a la organización y al hecho de que pasó de ser una compañía local –fue fundada en Cali hace 62 años– a tener proyección internacional.

Queremos conocerlo un poco,
cuéntenos acerca de usted:

Maria,

Gracias por registrarse en SEMANA Para finalizar el proceso, por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Maria,

su cuenta aun no ha sido activada para poder leer el contenido de la edición impresa. Por favor valide su correo a través del enlace que enviamos a:

correo@123.com

Para verificar su suscripción, por favor ingrese la siguiente información:

O
Ed. 1929

¿No tiene suscripción? ¡Adquiérala ya!

Su código de suscripción no se encuentra activo.