Tendencias

Home

Mundo

Artículo

Más de 100.000 hombres, junto a avanzado equipo militar, permanecen en la frontera rusa con Ucrania a la espera de cualquier orden.
Más de 100.000 hombres, junto a avanzado equipo militar, permanecen en la frontera rusa con Ucrania a la espera de cualquier orden. - Foto: gettyimages

ucrania

Estados Unidos amenaza a Rusia con sanciones y Consejo de Seguridad de la ONU se reúne en Ucrania

El Gobierno estadounidense aseguró que está cerca de firmar un nuevo proyecto de ley que prevé nuevas sanciones económicas contra Rusia.

Estados Unidos y Reino Unido aseguraron que prevén fuertes sanciones contra Rusia si no decide retirar sus tropas de Ucrania lo más pronto posible.

Las autoridades británicas afirmaron que tomarían por blanco a variedad de intereses económicos rusos.

Mientras tanto, en Washington, un legislador demócrata y otro republicano dijeron que el Congreso está cerca de lograr un acuerdo sobre un proyecto de ley que prevé nuevas sanciones económicas contra Rusia.

Entre las medidas punitivas que Reino Unido y Estados Unidos estudian, hay algunas que afectarían al estratégico gasoducto Nord Stream 2, entre Rusia y Alemania, o incluso al acceso de los rusos a transacciones en dólares, la moneda dominante en los intercambios mundiales.

Enfrentado a la perspectiva de nuevas sanciones, Moscú reclama ser tratado con equidad.

“Queremos relaciones buenas, uniformes, mutuamente respetuosas y equitativas con Estados Unidos como con todos los países del mundo”, dijo en la televisión el ministro de Relaciones Exteriores, Serguéi Lavrov.

Rusia “no quiere permanecer en una posición en la que su seguridad es violada regularmente”, añadió Lavrov.

Por otra parte, el Consejo de Seguridad de la ONU se reúne este lunes a pedido de Estados Unidos que, junto a sus aliados de la Otan, intenta disuadir a Rusia de invadir Ucrania al mismo tiempo que prepara sanciones contra Moscú.

“Más de 100.000 tropas rusas están desplegadas y Rusia realiza otros actos de desestabilización contra Ucrania, lo que constituye una amenaza a la paz, la seguridad internacional y la Carta de la ONU”, dijo la embajadora estadounidense ante el organismo, Linda Thomas-Greenfield.

Ante la amenaza de una invasión, Ucrania pidió el domingo a Rusia que retirara sus tropas y mantuviera el diálogo con los países occidentales si “realmente” quiere reducir la tensión.

Sin embargo, tiene información de que Rusia podría intentar impedir la reunión de 15 miembros del Consejo de Seguridad, pero ese organismo “está unido”, según la embajadora estadounidense.

“Nuestras voces están unidas para pedir a los rusos una explicación”, añadió Thomas-Greenfield.

“Vamos a entrar a la sala dispuestos a escuchar. Pero no vamos a dejarnos distraer por su propaganda”, afirmó.

“Y estaremos listos para responder a toda desinformación que intenten difundir durante la reunión”, advirtió.

Desde fines del año pasado, Rusia es acusada de haber desplegado hasta 100.000 soldados en la frontera ucraniana para preparar un ataque. Moscú niega tener planes de invadir a su vecino, pero quiere garantías escritas para su seguridad.

Comenzando por el compromiso de no incorporar a Ucrania a la Otan y el fin del fortalecimiento de la presencia militar de la Alianza en los países del este.

Esas demandas han sido rechazadas por Estados Unidos, y el Kremlin aún está estudiando su respuesta ante esta negativa.

La subsecretaria de Estado estadounidense, Victoria Nuland, dijo que había “señales” de que Rusia estaba interesada en un diálogo sobre la respuesta de Estados Unidos y la Otan.

El secretario de Estado, Antony Blinken, y el ministro ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov, “hablarán al respecto probablemente esta semana”, agregó Nuland.

La subsecretaria de Estado estadounidense, Victoria Nuland, dijo que había “señales” de que Rusia estaba interesada en un diálogo sobre la respuesta de Estados Unidos y la Otan.

El secretario de Estado, Antony Blinken, y el ministro ruso de Exteriores, Serguéi Lavrov, “hablarán al respecto probablemente esta semana”, agregó Nuland.

Por su parte, el presidente del Comité de Relaciones Exteriores del Senado, Bob Menéndez, pidió que Estados Unidos advierta a Rusia que cualquier agresión contra Ucrania le costará muy caro.

“No podemos volver a tener un nuevo momento Múnich”, dijo el senador a CNN, refiriéndose al acuerdo de 1938 de Francia, Italia y Reino Unido con Adolf Hitler, por el cual Alemania se apoderó de una parte del territorio checo.

“Putin no se detendrá en Ucrania”, agregó.

*Con información de AFP.