nación

Experto revela cómo se pudo detener al coronavirus y un país pobre que lo logró

Yaneer Bar-Yam, físico de MIT de EndCoronavirus.org, dijo que hasta un país pobre y dealta densidad poblacional como Mongolia pudo evitar las muertes ocasionadas por la enfermedad.


Yaneer Bar-Yam es un físico del MIT y el fundador de EndCovid.org, que ha dedicado parte de su carrera a estudiar  el comportamiento de las pandemias y los efectos en la población. El investigador dijo en una entrevista con el medio La Nación que con medidas rápidas frente al coronavirus se hubiera podido evitar la propagación de la enfermedad y la crisis mundial que ha causado.

El fundador del Instituto de Sistemas Complejos de Nueva Inglaterra exaltó lo logrado por Nueva Zelanda y Mongolia, países que cerraron sus fronteras y pusieron en cuarentena a todos los viajes con lo que consiguieron evitar la propagación de la enfermedad.

“Fue increíble lo que hizo Nueva Zelanda. Ellos se enfocaron en evitar que la gente se enfermara y en asegurarse de que la enfermedad no se propagara, y la eliminaron completamente. Pero hay otro país que estuvo incluso mejor y con menos ventajas: Mongolia. Estaba muy cerca de los primeros brotes y tenían vías de comunicación directas con China, Rusia y algunos de los lugares más complicados del mundo. Son un país muy pobre y con ciudades de muy alta densidad. Y no tuvieron ni un caso de transmisión doméstica”, explicó.

Sobre el caso de Mongolia dijo que se detuvieron los viajes y de esta manera se evita la crisis que  han vivido  la mayoría de países del mundo y que al final también desembocó en cuarentenas.

Tan pronto como escucharon sobre la enfermedad, tomaron acción inmediata para detener el transporte y nunca dejaron que la enfermedad ingresara al país. No hubo ni un viajero que no fuera puesto en cuarentena. Por eso, el consejo que siempre doy es tomar acciones extremas. Lo que debió haber pasado es que los viajes deberían haber sido interrumpidos desde el comienzo”, dijo al medio argentino.

Bar-Yam explicó que la razón por la que los países fracasaron y se han producido muchas muertes fue que “se pensó en términos de dinero. Si se hubiera comenzado por tomar las medidas más extremas, se hubiera ahorrado mucho. Uno debería estar loco hoy para decir que no hubiera sido mejor gastar unos miles de millones de dólares en ese momento y evitar que el coronavirus escapara de China. Tendríamos unos pocos casos en el mundo, pero sabríamos cómo manejarlos.

El investigador señaló que si estas medidas drásticas se hubieran tomado al comienzo sin dar prioridad a la economía hubiera sido menos costos en términos económicos y de vidas. La enfermedad ya ha provocado más de 700.000 muertes a nivel mundial.

Si se hubieran tomado medidas drásticas, se podría haber detenido la pandemia. Es lo menos costoso. Los lugares que lo hicieron no son los que entendieron la ciencia, sino los que se preocuparon acerca de la gente y quisieron evitar que muchas personas se enfermaran y murieran”.

Frente a las medidas para detener la enfermedad para el científico la más importante es “la restricción de la movilidad”.

 “Si hubiéramos tenido restricciones a la movilidad, directamente no se hubiera desatado la pandemia. Una vez que las implementamos, tenemos que combinarlas con la supresión de la enfermedad. Aquí, la pregunta es qué suprime la enfermedad. Y la respuesta es que la siguiente medida más importante es cortar las conexiones entre las personas, el distanciamiento social”

De acuerdo al físico las otras medidas claves son: “ no juntarse con otros, pero también usar tapabocas porque cualquier cosa que prevenga la transmisión es parte del distanciamiento. En general, asegurar que toda interacción que uno tenga no transmita el virus. Por ejemplo, ser cuidadoso acerca del proceso de adquirir alimentos también es muy importante”.

Frente a la posibilidad de que haya una nueva pandemia en el futuro el investigado fue enfático al decir que sí es muy posible.

“Estamos en una situación de debilidad. El punto es que la gente, cuando piensa acerca de esto, cree que todo seguirá siendo como lo que ya experimentó. Pero lo que pasará en el futuro estará determinado por la naturaleza de nuestras vulnerabilidades”, concluyó.