SENDERO LUMINOSO SIGUE EJECUTANDO CIVILES


Las primeras apariciones en Ayacucho del grupo armado Sendero Luminoso después de la muerte de los 8 periodistas por una turba campesina, fue el 6 de febrero, cuando Andrés Calderón Castro, propietario de una pequeña imprenta, fue muerto por tres encapuchados, dejando luego un cartel atribuyendo el acto a dicho grupo. Un hecho similar se produjo cuatro días antes, cuando fue encontrado el cadáver de un joven de 18 años, con las manos atadas a la espalda y un cartel próximo: "Morirán todos los rateros y soplones. Este utilizó el nombre de nuestro partido".