nación

En video: así comenzó la retoma del control en la ciudad de Cali

Luego de que el presidente Iván Duque ordenara el “máximo despliegue de asistencia militar”, empieza a recuperarse el control en la capital de Valle. Ejército levanta puntos de concentración y bloqueos que parecen trincheras de combate.


El caos vivido en la ciudad de Cali en el marco de las protestas de paro nacional que en horas de la tarde del viernes mutó a vandalismo y enfrentamientos contra la fuerza pública que dejó un lamentable saldo de cuatro muertos y más de 20 heridos, obligó a que el presidente Iván Duque viajara a la capital del Valle del Cauca y ordenara el máximo despliegue de asistencia militar”. En horas de la madrugada, poco a poco, con la militarización de la ciudad, se empezó a recuperar el orden.

Desde anoche, que el mandatario llegó a Cali, la ciudad fue fortalecida con la presencia de más de 7.000 hombres de las Fuerzas Militares, incluidos miembros de la armada nacional que llegaron para recuperar el control de la ciudad y en la noche empezaron los patrullajes. Además, en algunos puntos de concentración de manifestantes, luego de dispersarse o que estos se retiraran por la operación de retoma del orden, fueron retirando los elementos que obstaculizaban las vías, algunos, como muestran las imágenes que reportan las autoridades parecían trincheras de combate.

Después de una convulsa jornada, la administración del alcalde, Jorge Iván Ospina decretó toque de queda y ley seca desde las 7 de la noche. Sobre esa hora llegó el presidente y con su orden de militarización para triplicar la capacidad de reacción y recuperar el orden en la ciudad, las calles quedaron vacías y los brotes violentos fueron silenciados.

Durante la órden de toque de queda, las calles permanecieron vacías y poco a poco se retomó el control en una operación encabezada por el general Álvaro Vicente Pérez Durán, Comandante del Comando Conjunto número 2 del Suroccidente, que opera en esa región del país. Justamente la orden se dio, como señaló Duque, para que “el departamento, el distrito y los municipios, pongan en ejecución este instrumento legal para afrontar y superar los hechos que dan lugar a la grave alteración de la seguridad y la convivencia, en sus respectivas jurisdicciones”.

Las situación estuvo compleja en Cali y las autoridades hacen un balance hoy de 10 personas muertas, de las cuales por lo menos 5 están relacionados con las protestas. Entre ellos hay un miembro del CTI, que se encontraba de descanso y fue abordado por los manifestantes; en confusos hechos, esta persona disparó contra los manifestantes y finalmente el agente fue linchado. También se presentaron hechos, que en este momento son materia de investigación, en graves hechos en los cuales se ve a civiles disparando contra las personas que protesta, con miembros de la policía a su lado.

Sin embargo, las autoridades tienen claro que detrás de los hechos de extrema violencia hay infiltraciones por lo que el presidente Duque informó que “estaremos acelerando la judicialización y, óigase muy bien, empezaremos un despliegue de todas las capacidades de inteligencia para que el pueblo colombiano conozca los vínculos que hay, en muchas de esas actividades vandálicas, con grupos organizados en todo el departamento y en la ciudad de Cali”.

El presidente Duque ordenó a los gobernadores del Cauca, Valle del Cauca, Nariño, Huila, Norte de Santander, Putumayo, Caquetá y Risaralda; y a los alcaldes de Cali, Buenaventura, Pasto, Ipiales, Popayán, Yumbo, Buga, Palmira, Bucaramanga, Pereira, Madrid (Cundinamarca), Facatativá y Neiva, que coordinen que la fuerza pública el levantamiento de los bloqueos en las vías que estén bajo su jurisdicción, en el marco del decreto 575 del 28 de mayo de 2021, expedido en Cali y de vigencia inmediata.