Home

Nación

Artículo

El consorcio Metro Línea 1 entregará en un mes a la Empresa Metro el plan detallado de obras hasta el año 2027. En 2023 iniciará la construcción del viaducto de 24 kilómetros y 16 estaciones.
El consorcio Metro Línea 1 entregará en un mes a la Empresa Metro el plan detallado de obras hasta el año 2027. En 2023 iniciará la construcción del viaducto de 24 kilómetros y 16 estaciones. Cortesía Empresa Metro. | Foto: Cortesía Empresa Metro

METRO DE BOGOTÁ

IDU inició la entrega de predios para la primera línea del Metro de Bogotá

Las localidades intervenidas con el trazado adquirido por el IDU son Kennedy, Bosa y Antonio Nariño, con una inversión predial de $160.798 millones.

31 de marzo de 2021

El Instituto de Desarrollo Urbano IDU anunció este miércoles la entrega a la Empresa Metro de un total de 24 predios, de los 119 que forman parte de las cuatro curvas que tiene el trazado del Metro de Bogotá.

La entidad manifestó que este proceso forma parte del trabajo conjunto para la adquisición de inmuebles necesarios para el proyecto de infraestructura y transporte “más grande en la historia de la ciudad”.

A la fecha, la gestión predial desarrollada por la entidad distrital muestra como resultado que, de los 119 predios, el IDU ha recibido 114, sobre los cuales viene realizando la custodia y administración, desde el momento de la entrega, con el desarrollo de las actividades de mantenimiento, limpieza, cerramiento y vigilancia que garantizan su cuidado y seguridad.

Además, de estos 114 predios, 104 se encuentran demolidos y, de acuerdo con el cronograma, son objeto de entrega a la EMB, que a su vez los pondrá a disposición del concesionario para la ejecución de la obra.

Cabe mencionar que el trazado del Metro de Bogotá está compuesto por cuatro curvas, “entendiendo por curva el giro que hace el trazado en puntos específicos de conformidad con la línea de intervención y la reserva vial aprobada”, indicó el IDU, a la vez que explicó que la curva dos es la que mayor número de predios requiere, con un total de 71.

Por su parte, la curva uno solo contempla un predio; la curva tres, 18 predios, y la curva cuatro, 29 predios.

Las localidades intervenidas con el trazado adquirido por el IDU son: Kennedy, Bosa y Antonio Nariño, con una inversión predial de $160.798 millones.

En la adquisición de estos 119 predios fueron identificadas 418 unidades sociales por tenencia y uso, de conformidad con el plan de reasentamiento.

A la fecha, con el acompañamiento social, jurídico e inmobiliario de la Dirección Técnica de Predios del IDU, se han trasladado 411 unidades sociales, “lo cual indica favorabilidad y aceptación frente al proyecto, resultante de los procesos compensación, donde se han hecho reconocimientos por un valor de $24.523 millones”, según el Instituto.

La distribución y clasificación de estas unidades sociales por tenencia y uso es la siguiente: hogar 132, rentista 65, económico 151, económico rentista 14, socioeconómico 34, bodega 9, institucional 1 y predios sin uso 12.

“El componente de gestión social del proyecto PLMB ha enfrentado varios retos en el proceso de restablecimiento de condiciones de las unidades sociales identificadas”, manifestaron desde el IDU.

El primero de estos eventos tiene que ver con transmitirle a la población afectada y a la comunidad en general, que el proyecto es una realidad. Este reto se presentó particularmente en las etapas de socialización, lo cual dio como resultado la aceptación de procesos de enajenación voluntaria en el 94 % de las adquisiciones.

En lo referente al componente sociojurídico, el reto es “garantizar el restablecimiento de condiciones, tanto físicas como sociales, para aquellas unidades que contaban con una tenencia irregular de los predios”.

Así será la segunda línea del Metro de Bogotá

En entrevista con SEMANA, el gerente de la Empresa Metro, José Leonidas Narváez, manifestó hace un par de semanas que el objetivo es dejar contratada la segunda línea en noviembre de 2023.

Los datos de prefactibilidad indican que se trata de una línea de 15,8 kilómetros, que sale de la calle 72 con Caracas, baja por toda esa calle hasta la Avenida Ciudad de Cali y recorre esa avenida hasta la zona de la reserva de la ALO. Llegaría hasta el borde occidental, cerca del río Bogotá, en el sitio denominado Fontanar del Río.

Allí quedaría el patio-taller, en un área de 20 hectáreas. Tendría entre 11 y 12 estaciones. Los estudios de prefactibilidad han privilegiado la línea subterránea, pero el funcionario indicó que no es una decisión técnica aún, pues hay que avanzar más en los estudios.

El costo sería de $9,5 billones y tendría una capacidad/hora/sentido de 45.000 pasajeros. Los trenes serían de cinco vagones y por cada tren se movilizarían 1.500 pasajeros. La meta es dejar todo el proceso adjudicado en 2023.