Tendencias
Indígenas Misak
Indígenas Misak - Foto: Redes sociales

nación

Indígenas tumbaron estatua de Sebastián de Belalcázar en Popayán

Por: 0

El hecho quedó registrado en varios videos publicados en redes sociales.

Indígenas de la etnia misak, la cual sería una de las afectadas durante la época de la conquista española en América del Sur, decidieron tumbar la estatua de Sebastián de Belalcázar, legendario conquistador español, como símbolo de protesta.

La estatua fue derribada como una forma de reivindicar la memoria de ancestros asesinados y esclavizados por las élites, después de realizar una marcha en la capital caucana.

Ubicada en El Morro, uno de los sitios más altos de la ciudad, la estatua fue amarrada con varias cuerdas que ayudaron para que las personas halaran y lograran tumbarla.

En videos que circulan en redes sociales aparecen varios indígenas derribando la estatua del conquistador, con ayuda de unas cuerdas. Una vez en el piso, se ven cómo celebran e incluso elevan una bandera en conmemoración al hecho.

De acuerdo con un comunicado publicado por el Movimiento de Autoridades Indígenas del sur occidente, la decisión de tumbar la estatua de Belalcázar se tomó luego de que en un juicio se declarara culpable al conquistador de varios delitos, entre los que están genocidio, despojo y acaparamiento de tierras.

“Este juicio lo enmarcamos dentro de un compromiso que tenemos frente a la memoria colectiva de nuestra sangre, razón por la cual estamos convocados a reescribir la historia liberándonos de toda huella producto de la colonialidad del saber”, señaló el comunicado.

Según Martha Peralta Epieyú, presidenta nacional de movimiento MAIS, este hecho es “su forma de reivindicar la memoria de ancestros asesinados y esclavizados por las élites, en señal de protesta por la crisis”. También aseguró que en la protesta hubo presencia del Esmad.

Por otro lado, Juan Carlos López Castrillón, alcalde de Popayán, dijo que “tumbar la estatua de Sebastián de Belalcázar es un hecho violento. Nuestra administración rechaza cualquier acto de violencia".

Y agregó que "la protesta social es legal y legítima, pero repudiamos la violencia. Se agredió un símbolo de la ciudad, que es multicultural y diversa. Vamos a restaurar esta estatua porque forma parte de nuestra historia”.