Home

Medellín

Artículo

La capitana habría maltratado verbalmente a varios de sus colaboradores.
La capitana habría maltratado verbalmente a varios de sus colaboradores. | Foto: Procuraduría General de la Nación

NACIÓN

Procuraduría formuló cargos a capitana de la Escuela Militar de Aviación por presunto acoso laboral

Al parecer, la capitana manifestó públicamente su desacuerdo por su traslado a la ciudad de Cali y utilizó expresiones verbales despectivas y groseras.

28 de enero de 2023

La Procuraduría General de la Nación formuló cargos a la capitana de la Escuela Militar de Aviación (Emavi) Sandra Patricia Sotelo Rojas, por el presunto acoso laboral que denunciaron cerca de 10 de sus subalternos, miembros del Departamento de Contratos de la Escuela de Aviación Militar Marco Fidel Suárez, sede Valle del Cauca.

La Procuraduría Regional de Instrucción del Valle sostuvo que la oficial, en su condición de jefe del departamento de Contratación, pudo incurrir en maltrato, persecución, discriminación y entorpecimiento laboral contra parte del personal que conformaba el equipo de trabajo durante el periodo comprendido entre enero y noviembre de 2017.

Escuela Militar | Foto: Cortesía CIAC

Así las cosas, el ente de control señaló que Sotelo Rojas habría cometido actos reiterados y públicos de maltrato y que todo lo anterior puede constituir una falta disciplinaria por el incumplimiento de sus deberes, especialmente los relacionados con el respeto, imparcialidad y rectitud que tendría que mantener hacia el personal a su cargo.

Según el Ministerio Público, al parecer, la capitana manifestó públicamente su desacuerdo por su traslado a la ciudad de Cali y utilizó expresiones verbales despectivas y groseras, expresiones humillantes y degradantes, y desestimó la trayectoria profesional del grupo de trabajo que lideraba.

Provisionalmente, el Ministerio Público calificó la presunta falta como gravísima cometida a título de dolo.

Otro caso: Procuraduría desmintió la presunta persecución contra el alcalde Daniel Quintero

La Procuraduría General de la Nación desmintió al alcalde de Medellín, Daniel Quintero, en relación con unos señalamientos que había hecho el mandatario el día de ayer a través de su cuenta de Twitter.

Quintero se refirió a una supuesta persecución del Ministerio Público hacia él. Citó hasta algunos correos que tenían como remitente a la procuradora regional de Antioquia, Angy Plata Álvarez.

Todo esto comenzó con unos supuestos correos que habrían salido de la cuenta de Angy Plata Álvarez, procuradora regional de Antioquia, dados a conocer por el activista político Beto Coral. Se trata de algunas investigaciones en contra de Quintero, como el viaje que realizó el mandatario a Barranquilla para ver un partido de la Selección.

Compra EPM
Daniel Quintero, alcalde de Medellín | Foto: EPM

Según Quintero, se ha observado un entramado en el que funcionarios de nivel directivo le ordenan a sus subalternos impulsar procesos en contra de su administración. “Esta es la misma Procuraduría que, contraviniendo la Convención Interamericana de Derechos Humanos, nos suspendió hace unos meses, que ha iniciado más de 56 procesos en nuestra contra en el proceso de persecución más intenso que haya vivido un alcalde en la historia del país”, aseguró Quintero.

Sin embargo, la Procuraduría dejó claro que no es competente para investigar a un alcalde de ciudad capital y en este caso en particular al alcalde Daniel Quintero. “Las quejas que se reciben en las regionales en contra de alcaldes de ciudad capital deben ser radicadas en el sistema y máximo iniciar una indagación previa, para posteriormente recaudar pruebas y remitir al delegado de instrucción competente en el nivel central”, manifestaron a través de un comunicado.

Por otro lado, explicaron que la filtración será objeto de investigación penal y disciplinaria, debido a que hacen referencia a múltiples actuaciones que impulsa la PGN y solo en algunos se hace referencia a denuncias contra el alcalde Daniel Quintero.

Gobernación
Alcaldía de Medellín | Foto: DIEGO ANDRES ZULUAGA

Esto, según el Ministerio Público, resulta fácilmente verificable que se trata de actuaciones cuya remisión por competencia a las procuradurías delegadas del nivel central se había tardado y en ese sentido fue el requerimiento.