Tendencias
Los oficiales de policía de las escuelas de Miami-Dade realizan una operación de rescate durante un simulacro de tirador activo funcional a gran escala en la escuela secundaria Hialeah Senior High School en Hialeah, Florida, el 3 de agosto de 2022. (Foto de CHANDAN KHANNA / AFP)
La economía del país se ha visto afectada por los crecientes índices de violencia armada, puesto que en los registros de las empresas con seguro médico la tasa de lesiones por armas de fuego se ha cuadriplicado desde 2007 hasta 2020. (Foto de CHANDAN KHANNA / AFP) - Foto: AFP

estados unidos

Estudio señala que violencia con armas de fuego cuesta más de 550.000 millones de euros al año en EE. UU.

Según la revista académica JAMA, el gasto equivale al 2,6 del PIB. La mayor parte del costo se atribuye a las pérdidas de calidad de vida de los heridos por armas de fuego y sus familias.

La violencia con armas de fuego en Estados Unidos cuesta cada año unos 557.000 millones de euros, lo que supone el 2,6 % del PIB, según una investigación de la Facultad de Medicina de Harvard publicado en la revista académica JAMA. Los investigadores afirman que la violencia, que causa decenas de miles de muertes en EE. UU. cada año, está teniendo un impacto negativo en la economía del país. La mayor parte del costo se atribuye a las pérdidas de calidad de vida de los heridos por armas de fuego y sus familias.

“Los empresarios y sus aseguradoras de salud soportan una carga financiera sustancial por las lesiones por armas de fuego y tienen un incentivo financiero para prevenirlas”, ha explicado Zirui Song, profesor de la universidad estadounidense, en un comunicado recogido por la agencia Bloomberg. “Sin embargo, las empresas estadounidenses no se han comprometido públicamente con el tema de las armas de fuego, a pesar de gastar grandes sumas en otros esfuerzos para promover la salud de los empleados”, ha agregado Song.

La economía del país se ha visto afectada por los crecientes índices de violencia armada, puesto que en los registros de las empresas con seguro médico la tasa de lesiones por armas de fuego se ha cuadriplicado desde 2007 hasta 2020, al pasar del 2,6 al 11,7 % por cada 100.000 afiliados. Además, los supervivientes tienen unos costes directos de la atención sanitaria de 30.000 dólares (cifra similar en euros) en el primer año.

Por otro lado, la pérdida de ingresos y productividad derivados de la baja por lesiones de este tipo en los trabajadores cuestan a las empresas privadas 535 millones de euros al año. El informe indica que el año pasado murieron más de 45.000 personas por lesiones relacionadas con arma de fuego en el país, las heridas de bala fueron la principal causa de muerte entre los menores de 19 años. Los tiroteos masivos de gran repercusión representan entre el 1 y 2 % de las muertes por disparos en EE. UU. Asimismo, la violencia con armas de fuego sigue afectando de forma desproporcionada a las comunidades negras.

Restricción en el uso de armas

La Cámara de Representantes de Estados Unidos ha aprobado este año la prohibición de los fusiles de asalto, medida que limitaría el uso de estas armas por primera vez desde 2004, y que deberá pasar ahora al Senado, donde probablemente no consiga los apoyos suficientes. El proyecto de ley ha sido aprobado con 217 votos a favor, mientras que se han registrado 213 votos en contra, siendo casi todos los opositores a dicha norma los legisladores republicanos.

No obstante, dos representantes republicanos -Chris Jacobs y Brian Fitzpatrick- han apoyado la medida, mientras que cinco representantes demócratas -Henry Cuellar, de Texas; Jared Golden, Maine; Vicente González, Texas; Kurt Schrader, Oregon; y Ron Kind, Wisconsin- han votado en contra, según ha informado el periódico The Hill.

Esta legislación exige específicamente prohibir la fabricación, distribución o importación de armas semiautomáticas, como respuesta a la preocupación que han generado los tiroteos masivos que han ocurrido en el país en los últimos meses. “Nuestra nación ha visto con un horror indescriptible cómo se han utilizado armas de asalto en masacre tras masacre en comunidades de todo el país”, ha declarado la presidenta de la Cámara de Representantes, Nancy Pelosi, según recoge NBCNews.

Sin embargo, es poco probable que el proyecto de ley avance en el Senado, debido a la amplia oposición republicana en dicha cámara. Se necesitaría el apoyo de al menos una decena de republicanos y el de todos los senadores demócratas. Por ello, el presidente estadounidense, Joe Biden, ha pedido a los senadores la aprobación del proyecto de ley apelando al “sentido común”. “No puede haber mayor responsabilidad que hacer todo lo posible para garantizar la seguridad de nuestras familias, nuestros niños, nuestros hogares, nuestras comunidades y nuestra nación”, ha asegurado después de celebrar la votación de la Cámara de Representantes.

*Con información de EP.