Tendencias
Old Woman make exercise why she is protected Alzheimer's disease
Existen diferentes ejercicios para no padecer de esta grave enfermedad. - Foto: Getty Images

vida moderna

¿Cuáles son los ejercicios más recomendados para prevenir el Alzhéimer?

Esta enfermedad provoca que el cerebro se atrofie y que las neuronas cerebrales mueran.

El Alzhéimer es una de las enfermedades más comunes de deterioro cognitivo en la humanidad, puesto que es neurodegenerativa, irreversible y progresiva.

Según la Organización Mundial de la Salud (OMS), entre 60 % y 70 % de la población padece de esta demencia en el mundo. No obstante, diferentes estudios afirman que es posible desacelerar sus síntomas o prevenirlos en personas sanas con ejercicios de entrenamiento cerebral y memoria.

Por ahora no hay ninguna edad establecida para iniciar a entrenar el cerebro. Sin embargo, los expertos recomiendan mantener la mente activa desde muy temprano, con el propósito de tener un bienestar y una calidad de vida adecuados.

Es por eso que se aconseja realizar este tipo de ejercicios para mantener la mente activa y prevenir futuras patologías o ralentizar los efectos del Alzhéimer:

Leer la prensa: esta simple rutina conlleva numerosos beneficios, ya que permite estar atento en qué momento temporal se encuentra y a memorizar en la mente futuros eventos y acontecimientos nacionales e internacionales. Es por eso que con este método se logra mantener la mente despierta.

Jugar al abecedario: todos los días es importante entrenar el cerebro con un simple juego con las letras del abecedario. Comenzando por la A, la idea es señalar a un papel todas las palabras que inicien por esa letra y seguir así con el resto en orden alfabético.

Seguir el calendario: es recomendable saber en qué día se encuentra, esto permitirá a organizar y a planificar las actividades de la semana con el propósito de no perder la noción del tiempo.

Mantener conversaciones: charlar por teléfono, salir con amigos, estar con otras personas con gente conocida a diario, permite que el cerebro esté activo y sano.

Jugar ajedrez: esta actividad es perfecta para conseguir mayor agilidad mental, y lograr así potenciar el razonamiento. En ese sentido, con el ajedrez se practica los movimientos de cada pieza y se aprende a reaccionar a las acciones del contrario más rápido.

Alimentación equilibrada: llevar una dieta saludable permite que se compone de carbohidratos, proteínas y grasas. Todo ello en proporciones adecuadas, para lograr así la energía necesaria al cerebro.

Eliminar el cigarrillo y el alcohol: según la OMS, el consumo de tabaco puede estar detrás del 14 % de los casos de Alzhéimer en el mundo, por eso se recomienda evitar el consumo de esta sustancia nociva. El alcohol también afecta significativamente los procesos cognitivos, debido a que las células nerviosas se pueden atrofiar.

Frutas y nutrientes para prevenir el Alzhéimer

Según el portal Hogar Salud, entre la familia de las frutas, algunas se destacan por sus beneficios para el cerebro y las funciones que cumple este órgano vital, tales como el kiwi, la mora, los arándanos y las fresas, esto gracias a su acción antioxidante.

Grasas insaturadas

Este tipo de grasas pueden tener un papel protector contra la enfermedad. “En concreto, algunos estudios epidemiológicos han observado que la ingesta de ácidos grasos poliinsaturados omega-3 tiene un papel protector en el mantenimiento de la función cognitiva”, precisa la Fundación Alzheimer Centro Especializado-Colombia, en su página web.

Zinc

El zinc es otro de los minerales clave para la buena salud del cerebro y por ello si sus niveles en el cuerpo son bajos pueden incidir en el desarrollo de la mencionada enfermedad. Normalmente, el cuerpo no almacena el exceso de zinc, por lo que debe obtenerse de la dieta y para incluirlo se pueden consumir proteínas animales como la carne de res, cerdo y cordero. Este nutriente también puede hallarse en las nueces, los granos enteros, las legumbres y la levadura.

Vitaminas del complejo B

Para prevenir el alzhéimer es clave ingerir vitaminas del grupo B, asegura la Confederación Española de Alzheimer. En este grupo se encuentra el folato (B9) y la vitamina B12, cuyo déficit puede provocar síntomas semejantes a la demencia.