vida moderna

¿Cuántas zanahorias se deben comer al día para mejorar el aspecto de la piel?

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda su consumo por la cantidad de vitaminas y minerales, hasta el punto de considerarla como prioritaria en la dieta de las personas.


Las zanahorías son uno de los alimentos más utilizados en la cocina gracias a su enorme versatilidad. Sea como condimento, cómo parte de ensaladas, como ingrediente principal de postres, tortas y smoothies, e incluso, para comerlas solas y en su estado natural.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda su consumo por la cantidad de vitaminas y minerales, hasta el punto de considerarla como prioritaria en la dieta de las personas.

Sin embargo, son pocos los que conocen sus beneficios frente a la salud y la piel. La zanahoria se destaca por su composición el betacaroteno, que el organismo convierte en vitamina A o retinol, lo que le confiere un poder antioxidante con beneficios probados en la regeneración celular, especialmente en la piel y en los ojos, según el diario La Vanguardia.

Por esta razón, se considera que seguir una dieta rica en antioxidantes, como los presentes en las zanahorias, es una excelente forma de cuidar la piel y retrasar los efectos del envejecimiento, según el portal especializado en salud, Cuídate Plus.

Gelatina, cerezas y ajo están entre los alimentos que ayudan a producir colágeno de forma natural. Foto: Getty Images.
Se considera que seguir una dieta rica en antioxidantes, como los presentes en las zanahorias, es una excelente forma de cuidar la piel. . Foto: Getty Images. - Foto: Getty images.

Beneficios de la zanahoria en la piel

Tratamiento de pieles grasas

La zanahoria podría ser beneficiosa para las personas con piel grasa o con problemas de acné, gracias a su potencial como antioxidante, según un estudio publicado en el Journal of Drugs in Dermatology.

Mascarilla:

Ingredientes

  • 1 zanahoria.
  • 2 cucharaditas de miel (15 gramos).

Preparación

  • Para usar la zanahoria en pieles grasas, hay que hervirla en agua y mezclarla en una licuadora.
  • Luego, incluir dos cucharaditas de miel para conseguir una pasta suave. La miel tiene efectos exfoliantes para la dermis, según un estudio publicado por el International Journal of Pharmaceutical Science Invention.
  • Luego, aplicar la mezcla sobre la piel (que no esté demasiado caliente) y dejar actuar durante algunos minutos. Por último, enjuagar con agua tibia.

Tratamiento antienvejecimiento

  • Según un estudio publicado por el Journal of Investigative Dermatology, las zanahorias contienen vitamina A, que promueve la producción de colágeno en el cuerpo.
  • Además, de acuerdo con lo que se explica en una investigación de 1998 publicada por dicha fuente, también puede ayudar a ralentizar el proceso de envejecimiento y a prevenir las arrugas.
  • Por otra parte, la vitamina A o retinol es un compuesto antioxidante, por lo tanto, previene la aparición prematura de signos del envejecimiento como manchas y arrugas.

Tratamiento para afecciones de la dermis

  • De acuerdo con lo que se demuestra en un estudio de 2005, estos compuestos pueden ayudar a prevenir y curar distintas afecciones de la piel como dermatitis, psoriasis, afecciones alérgicas e inflamatorias, acné y granos, según el portal Mejor con Salud.

Tratamiento para curar la piel

Tratamiento de protección solar

  • Un estudio que publicó Nutrients en 2010, señala que la zanahoria fortalece la resistencia a los rayos ultravioleta (UV) gracias a su alto contenido en carotenoides, especialmente betacaroteno.
  • Además, esto permite prolongar el bronceado y reducir los efectos dañinos de la exposición al sol.

Tratamiento para la piel seca

  • La zanahoria también puede ser beneficiosa para personas con la piel seca, gracias a su contenido en potasio y betacaroteno (vitamina A).

¿Cuánta cantidad de zanahoria se debe comer al día?

Según los expertos, de una a 3 zanahorias diarias sería lo ideal. Se recomienda incorporarla en la dieta a través de jugos y smoothies, ya que incentivará la producción de colágeno en la piel, haciéndola lucir más hidratada, firme y suave, según la revista Glamour México.