vida moderna

¿Qué dice la ropa de la personalidad? Esto explica la psicología

El rosa es un color que transmite calma, pero psicológicamente también es muy poderoso para el sexo femenino.


En psicología, cada color tiene un significado; aquellos colores que para algunas personas llaman más la atención o los tonos que viste cada quien, incluso las pinturas que más atraen para pintar o decorar la casa, dicen mucho de cada personalidad.

La psicología del color es un campo que estudia lo que producen los colores en las emociones y en las conductas de la persona, y cada color tiene un significado. Lara Ferreiro, experta en psicología, explica que es muy interesante descifrarlo porque es algo muy utilizado, por ejemplo, en márketing.

“Cuando se trata de color, especialmente en márketing, el 93 % de la gente va a comprar un producto fijándose en ello. Se habla incluso de que el subconsciente, en pocos segundos, ya sabe si lo va a comprar en función de si le gusta o no el color”, indica la experta.

Lo mismo sucede con la ropa que la gente usa habitualmente. Incluso, las prendas que se utilizan la mayoría de ocasiones repetitivamente definen cómo se siente cada persona en ese momento, cuenta la experta en psicología.

El rojo es un color muy poderoso que transmite amor y seguridad, aunque también se asocia al peligro. Foto: Showbit
El rojo es un color muy poderoso que transmite amor y seguridad, aunque también se asocia al peligro. Foto: Showbit - Foto:

¿Qué significado tienen los colores?

Rosa

  • Según Ferreriro, el rosa es un color que transmite calma, pero psicológicamente también es muy poderoso para el sexo femenino: “Está asociado a personas aniñadas o inmaduras y grandes marcas, como Barbie, saben a qué público impresionar con este color”.

Azul

  • Este color recuerda al mar y al cielo, y transmite estabilidad, confianza y seguridad. “Aunque este color significa todo eso, también puede transmitir frialdad o lejanía, por lo que si un día te sientes así, es muy normal que recurras al azul”, dice Lara Ferreiro.

Rojo

  • “Es uno de mis favoritos porque representa el calor, la llama o la fuerza, y está asociado a personas con mucha estimulación y valentía”, dice la psicóloga.
  • Se trata de un color muy poderoso que transmite amor y seguridad, aunque también se asocia al peligro, tensión o la sangre: “Aquellos que visten de rojo transmiten seguridad y fuerza, y grandes marcas lo usan”.

Verde

  • Va asociado a personas ecofriendly. Es un color que transmite armonía y paz, y se querrá dar a entender que se vive la vida con mucha esperanza.
  • También está vinculado a personas amigas de los animales. “Es un color que no suele relajar ni tranquilizar, aunque es muy interesante”, afirma Lara Ferreiro.

Amarillo

  • Simboliza la felicidad y suelen llevarlo personas felices, optimistas y con vitalidad.
  • “Tiene connotaciones muy positivas, aunque también significa que estas personas pueden engañar o mentir o que hay que tener cuidado con ellas”, dice la experta.

Naranja

Negro

  • Aquellos que visten de negro suelen representar la elegancia y sofisticación, pero cuando se hace con estilo.
  • “Es un color que si se lleva siempre puesto puede dar la impresión de ser alguien triste, deprimido, frío y solitario. A veces puede generar desconfianza y tiene un poder muy autoritario”, explica Lara Ferreiro.

Blanco

  • Quienes lo llevan tienden a ser personas puras, claras y representan la inocencia, la simplicidad o la limpieza, aunque también tienen su connotación negativa.
  • Al parecer, personas con trastorno obsesivo-compulsivo podrían vestir con frecuencia de blanco porque es un color que se mancha muy fácilmente y siempre hay que recurrir a otra prenda.
  • “Conocí a un paciente que tenía 40 camisas blancas y 40 camisetas blancas, y se las iba cambiando constantemente. También este color define a personas que se agobian fácilmente y que necesitan amplitud”, dice la profesional.

Violeta

  • Suelen recurrir a él personas sabias porque es un color muy arriesgado con poder y lujos. También está asociado a conceptos femeninos, igual que el rosa.