Tendencias
La falta de vitamina D aumentaría el riesgo de contagio por coronavirus. - Foto: Getty Images

salud

Vitamina E: ¿para qué sirve y qué alimentos la tienen?

Los Institutos Nacionales de Salud NIH publicaron un informe en el que aseguraron que los aceites vegetales, por ejemplo, son la fuente más rica en esta vitamina.

Según un informe publicado por los Institutos Nacionales de Salud (NIH por sus siglas en inglés), de Estados Unidos, la vitamina E es un “nutriente liposoluble presente en muchos alimentos. En el cuerpo, actúa como antioxidante, al ayudar a proteger las células contra los daños causados por los radicales libres. Los radicales libres son compuestos que se forman cuando el cuerpo convierte los alimentos que consumimos en energía”. Según lo aclarado por el instituto, las personas también están expuestas a los radicales libres que se encuentran presentes en el ambiente debido al humo del cigarrillo, la contaminación del aire y la radiación solar ultravioleta.

El organismo también necesita la vitamina E para estimular el sistema inmunitario con el fin de que éste pueda combatir las bacterias y los virus que lo invaden, pues ayuda a “dilatar los vasos sanguíneos y evitar la formación de coágulos de sangre en su interior. Además, las células emplean la vitamina E para interactuar entre sí y para cumplir numerosas funciones importantes”.

¿Cuánta vitamina E se necesita?

La cantidad de vitamina E que necesita el cuerpo por día depende de la edad de cada persona. Las cantidades diarias promedio recomendadas aparecen a continuación en miligramos (mg).

Foto: Informe Institutos Nacionales de Salud (NIH por sus siglas en inglés)
Foto: Informe Institutos Nacionales de Salud (NIH por sus siglas en inglés) - Foto: Informe Institutos Nacionales de Salud

¿Qué alimentos son fuente de vitamina E?

El informe de la NIH asegura que la vitamina E se encuentra presente por naturaleza en los alimentos y se agrega a ciertos alimentos fortificados. “Para obtener las cantidades recomendadas de vitamina E, hay que consumir alimentos variados, como los siguientes:

  • Los aceites vegetales, por ejemplo, los aceites de germen de trigo, girasol y cártamo, se encuentran entre las fuentes más ricas de vitamina E. Los aceites de maíz y soja también aportan vitamina E.
  • Los frutos secos (como maníes, avellanas y, en especial, almendras) y las semillas (como las semillas de girasol) también se encuentran entre las mejores fuentes de vitamina E.
  • Las hortalizas de hojas verdes, como la espinaca y el brócoli, contienen vitamina E.
  • Los fabricantes de alimentos agregan vitamina E a ciertos cereales para el desayuno, jugos de fruta, margarinas y productos para untar, entre otros alimentos. La etiqueta del producto informa si un alimento contiene vitamina E”.

¿Qué tipos de suplementos dietéticos de vitamina E existen?

Los suplementos de vitamina E se presentan en diferentes cantidades y formas. Al elegir un suplemento de vitamina E, hay que tener en cuenta dos factores fundamentales:

  • La cantidad de vitamina E: la mayoría de los suplementos minerales multivitamínicos diarios aportan alrededor de 13,5 mg de vitamina E, en tanto que los suplementos de vitamina E por lo general contienen 67 mg o más. Las concentraciones que contienen la mayoría de los suplementos de vitamina E sola suelen ser mucho más elevadas que las cantidades recomendadas. Algunas personas ingieren dosis elevadas porque suponen o esperan que así se mantendrán sanas o reducirán el riesgo de padecer ciertas enfermedades.
  • La forma de vitamina E: aunque la vitamina E parezca una sola sustancia, es en realidad el nombre de ocho compuestos relacionados presentes en los alimentos, entre ellos, el alfatocoferol. Cada forma tiene una potencia, o nivel de actividad, diferente en el organismo.

La vitamina E de fuentes naturales figura comúnmente en las etiquetas de los alimentos y suplementos como “d-alfa-tocoferol”. La vitamina E sintética la cual es elaborada en un laboratorio, figura comúnmente como “dl-alfa-tocoferol” en algunos alimentos, sin embargo, la forma natural es más potente para el cuerpo, y su descripción es la siguiente; 1 mg de vitamina E = 1 mg de d-alfa-tocoferol (vitamina E natural) = 2 mg de dl-alfa-tocoferol (vitamina E sintética), si los alimentos que normalmente las personas consumen tienen estos detalles, esta es la forma para que los comprenda y sepa si realmente está consumiendo o no esta vitamina.

¿Qué pasa si no obtengo suficiente vitamina E?

La deficiencia de vitamina E es muy poco común en las personas sanas. De acuerdo con los NIH, casi siempre está relacionada con ciertas enfermedades que causan una mala absorción o digestión de las grasas. “Algunos ejemplos incluyen la enfermedad de Crohn, la fibrosis quística y ciertas enfermedades genéticas poco frecuentes como la “abetalipoproteinemia” y la ataxia con deficiencia de vitamina E. El sistema digestivo necesita algo de grasa para absorber la vitamina E”.

La deficiencia de vitamina E puede causar daños a los nervios y los músculos con pérdida de sensibilidad en los brazos y las piernas, pérdida de control del movimiento corporal, debilidad muscular y problemas de la visión. Otro signo de deficiencia es el debilitamiento del sistema inmunitario.