mundo

Gobierno cubano comprará dólares con tarifa del mercado negro para captar divisas

Economistas advierten que esta decisión puede “disparar” la tasa de cambio informal.


El Banco Central de Cuba (BCC) informó que a partir del jueves bancos y casas de cambio empezarán a comprar dólares a una cotización de 120 pesos cubanos por billete verde, una tasa similar a la del mercado negro, un mecanismo destinado a captar divisas.

“Hemos considerado que la tasa de cambio de 120 pesos cubanos por el dólar, que es la moneda que se toma de base para después establecer el tipo de cambio con el resto de las monedas, es la tasa que nosotros consideramos que va a tener más expectativa”, expresó la presidenta del banco, Marta Sabina Wilson, en un mensaje en el programa de la televisión estatal Mesa Redonda.

La divisa se disparó en el mercado negro después de que, en enero de 2021, el Gobierno puso en vigor una reforma financiera que fijó el dólar en 24 pesos y en junio de ese año suspendió la venta de dólares a la población, debido a la falta de liquidez.

Desde entonces, la moneda estadounidense ha llegado a cotizarse en el mercado informal hasta en 124 pesos. Este miércoles se ubicaba en 115 pesos, según El Toque, un medio independiente considerado ilegal en Cuba, que ofrece una pizarra diaria de la cotización de las principales divisas.

Por el momento solo serán las instituciones financieras las que adquieran la moneda estadounidense. En un futuro, la población también podrá comprar dólares.

“El tipo de cambio de 120 cup (pesos cubanos) por un dólar no es de equilibrio, es solo para comprar; cuando iniciemos la compra venta se pondrá un tipo de cambio equilibrado”, indicó de su lado el ministro de Economía, Alejandro Gil.

La nueva paridad estará dirigida a la población en general y los turistas, explicó la funcionaria. De esta manera quedarán vigentes dos tasas de cambio. Gil explicó que la paridad oficial de 24 pesos seguirá siendo vigente para transacciones internas de la economía de la isla.

Camino incompleto

“Este paso no tiene incidencia alguna en el funcionamiento del sector empresarial, se mantiene el tipo de cambio oficial de uno por 24″, para las empresas mixtas, estatales y otras operaciones financieras, indicó Gil.

El ministro señaló que actualmente “hay un nivel de divisa que está entrando al país que no está siendo captada por el sistema financiero nacional oficial, se está moviendo en otro mercado, el mercado con grado de informalidad”, de tal manera que el Gobierno tiene que “encausar el desarrollo de la economía” y “buscar la manera de captar esas divisas e invertirlas”.

Una parte importante de la población cubana recibe dólares que envían familiares del exterior o de servicios que ofrece a los turistas que visitan la isla y muchas veces los cambian en el mercado negro.

Sin embargo, para el economista cubano Ómar Everleny Pérez, esta medida de las autoridades para reorientar la economía es un “camino incompleto que puede dar más problemas” porque “se va a disparar la tasa de cambio informal”.

Adicionalmente, habrá “mayor masa monetaria en la circulación” y “los precios podrían incrementarse un poco más”, pronosticó.

Con una creciente escasez de alimentos, medicinas y combustible, Cuba atraviesa por su peor crisis económica en 30 años, debido a los efectos de la pandemia y al recrudecimiento del embargo económico que Estados Unidos aplica contra la isla desde hace 60 años.

El anuncio también llega en momentos en que la isla enfrenta fuertes dificultades para generar energía eléctrica, con prolongados apagones en todo el país que irritan a la población y han provocado inusuales protestas en diferentes provincias.

*Con información de la AFP.