Tendencias

Home

Enfoque

Artículo

enfoque

Y se hizo justicia

Después de la muerte de Sierra varios periodistas se dieron a la tarea de investigar y publicar las causas y posibles culpables del asesinato.

Pocas veces el homicidio de un periodista había tenido tantos indicios que apuntaran hacia sus verdugos como el del subdirector del diario La Patria de Manizales, Orlando Sierra, ocurrido el 30 de enero de 2002. El miércoles pasado el Tribunal Superior de Manizales sacó el caso de la impunidad cuando condenó a 36 años de prisión al exdirigente liberal Ferney Tapasco González, como determinador del crimen, a la vez que condenó a 28 años de prisión a los hermanos Fabio y Jorge López, como coautores.

Después de la muerte de Sierra, un grupo de medios creó el Proyecto Manizales, en el que varios periodistas se dieron a la tarea de investigar y publicar las causas y posibles culpables del asesinato. A los pocos meses, el proyecto concluyó lo que la Justicia tardó más de diez años en ratificar: que detrás del asesinato estaba Tapasco, quien se había convertido en blanco de varias denuncias por parte del periodista manizaleño. Fueron tantos los tropiezos que rodearon esa investigación judicial, que el caso dejó 11 testigos muertos, dos de los cuales mencionaron a Tapasco, de quien, por cierto, hasta el cierre de esta edición se desconocía su paradero.