Leasing para financiar vehículos a la medida de su negocio. Así funciona esta figura

Según Asobancaria, el 77,5 por ciento de las flotillas corporativas se financian mediante leasing. Conozca cómo se comporta el mercado.


Una de las grandes estrategias empresariales para producir hoy –sin gastar mucho capital en la adquisición de activos– es el leasing, un modelo de alquiler de vehículos y de maquinaria que brinda altos beneficios a quien lo toma durante todo el tiempo del contrato, y que también ofrece la posibilidad de comprar cuando culmina el periodo concertado de uso.

Lo importante de esta figura comercial es que no compromete el capital y la liquidez del negocio. En otras palabras, es una forma de renta de automotores con opción de compra, y cada canon de arrendamiento es considerado como el pago de parte de la deuda para adquirir el bien, además de llevar un componente de financiación.

En este modelo de contrato es importante conocer en detalle qué se pactó al comienzo de la negociación, pues la compra del activo arrendado a veces puede ser opcional y otras veces es obligatoria.

NO USAR, USO EXCLUSIVO MEJOR COLOMBIA, Especial Alquiler Vehículos, Leasing
Adaptar los pagos de acuerdo con el flujo de caja es una de las grandes ventajas del leasing para las empresas, especialmente para las más pequeñas. - Foto: Getty Images

Esta solución financiera está en alto crecimiento en Colombia. Así lo constata Asobancaria, pues a marzo de este año, el leasing financiero, uno de los de mayor participación en el mercado, alcanzó un saldo de cartera de 31,65 billones de pesos, 1,19 billones de pesos más que en el primer trimestre de 2021, y con contratos por 2,01 billones de pesos a marzo, es decir, un crecimiento del 22 por ciento. También se destaca un aumento del 45 por ciento en esta clase de renta en el segmento de las microempresas.

Sin duda, el leasing es una muy buena oportunidad de financiamiento para los empresarios de todos los tamaños, y una excelente herramienta para poder tener los activos productivos, los vehículos o las máquinas que necesitan las empresas para apalancar el crecimiento de sus negocios”, anota Guillermo Alarcón, director de Vivienda y Leasing de Asobancaria.

Este tipo de renta permite adaptar el flujo de pagos al de ingresos, además, se puede llegar a financiar el ciento por ciento del activo, las tasas de interés suelen ser más bajas y los plazos son más extensos que los de un crédito comercial.A esto se suma el acompañamiento para los procesos de compra, importación y nacionalización. Estas ventajas se reflejan en el desempeño de la cartera de leasing asociada a estos productos”, agrega Alarcón.

Actualmente, en Colombia, cerca del 77,5 por ciento de los vehículos de transporte de carga se financian mediante leasing, mientras el 22,5 restante mediante crédito tradicional, según Asobancaria.

Ventajas del leasing

  1. El usuario puede financiar el porcentaje más elevado del valor del activo, en comparación con otros mecanismos de financiamiento.
  2. Solo se paga por el uso, sin necesidad de incurrir en los costos de adquisición del bien.
  3. Los pagos se pueden adaptar de acuerdo con las preferencias, flujo de caja y la estacionalidad propia del negocio, pactando pagos y opciones de compra desde el 1 hasta el 30 por ciento del valor inicial del activo.
  4. Debido a que el activo es propiedad de la entidad financiera, se disminuye el riesgo de la operación, lo cual también se traduce en mayor plazo o menor tasa de interés, y al no ser parte del patrimonio del locatario, terceros acreedores no lo pueden perseguir jurídicamente.

Lea también: Crece el negocio de alquiler de carros en Colombia. Estos son los planes de expansión de una multinacional en el país

Le puede interesar: Alquilar carro está de moda. Estas son las razones que la hacen una opción atractiva en Colombia