mundo

Covid-19: Si van tan bien, ¿por qué tantos protestan en Alemania?

El país liderado por Angela Merkel es uno de los ejemplos mundiales en el manejo de la pandemia. Sin embargo, 17 mil personas salieron a manifestarse a las calles de Berlín porque creen que las medidas tomadas atentan contra su libertad.


Infraestructura hospitalaria superior, preparación del personal médico y pruebas masivas son algunas de las claves que explican por qué Alemania obtuvo mejores resultados que los países vecinos en el manejo del coronavirus. Según explicó la viróloga alemana Christian Drosten meses atrás, "una razón por la que tenemos tan pocas muertes en comparación con el número de personas infectadas es que hacemos muchas pruebas, medio millón a la semana".

Sin embargo, miles de personas se manifestaron este sábado en Berlín para protestar contra las medidas de prevención frente al coronavirus que, según ellas, limitan las libertades individuales. Según la Policía, unas 17 mil personas llegaron a las manifestaciones, aunque se esperaban 500 mil personas que habían sido convocadas por los organizadores de la marcha.

Este desfile reunió a "librepensadores", militantes antivacunas, conspiracionistas o incluso simpatizantes de extrema derecha. Algunos gritaban "somos la segunda ola", "resistencia" o denunciaban el coronavirus como "una gran teoría de la conspiración".

"Es una pura táctica de miedo: no veo ningún peligro con el virus. No conozco a otras personas enfermas. Conocí muchos enfermos en marzo, esquiadores, turistas, realmente ocurría algo en febrero, pero ahora ya no hay más enfermos", afirmó Iris Birzenmeier a la AFP.

Varias contramanifestaciones, entre ellas la del grupo Abuelas Contra la Extrema Derecha, calificaron de "nazis" a los manifestantes. El lema de la manifestación, "Día de la Libertad", coincide con el título de una película de la directora, Leni Riefenstahl, sobre la conferencia del partido de Adolf Hitler NSDAP en 1935.

Varios responsables políticos criticaron esta movilización, incluida Saskia Esken, responsable de los socialdemócratas, partido minoritario de la coalición gubernamental con los conservadores de la canciller Angela Merkel. 

Cabe señalar que Alemania hace un promedio de medio millón de tests por semana, mientras que otros países europeos, como Italia o España, hacen una media que va entre los 50.000 y los 100.000 tests por semana.

Hasta el momento, el país registró 9.200 muertos por coronavirus, una cifra relativamente baja, pero las autoridades ven con preocupación un lento aumento de casos. "Sin distancia, sin mascarilla: no solo ponen en peligro nuestra salud, sino también nuestro éxito ante la pandemia y la reactivación de la economía, la educación y la sociedad. ¡Irresponsable!", tuiteó.

El ministro del Interior, Horst Seehofer, se mostró más comprensivo al respecto, pues "siempre hay opiniones diferentes" cuando se trata de "restricciones a la libertad", aunque, según él, "no son la mayoría".

*Con información de la AFP.