Tendencias

Home

Mundo

Artículo

Medicina
Imagen de referencia, no corresponde al caso en mención. - Foto: Getty Images/iStockphoto

mundo

Vacuna crearía anticuerpos para el VIH y el coronavirus

Aseguran que los resultados del estudio son prometedores.

Un grupo de investigadores estadounidenses presentó una nueva plataforma de vacunación intranasal con la que, según indican, se pueden administrar proteínas inmunizantes a través de la superficie de las mucosas, que generan anticuerpos para el VIH y la covid-19.

En el estudio que se publicó en la revista científica Science Translational Medicine, se indicó que la nueva tecnología tienen un “enfoque prometedor” para administrar vacunas por medio de la nariz y otras superficies de la mucosa, en lugar de las inyecciones tradicionales.

Por lo tanto, los científicos crearon una estrategia que permite a las proteínas inmunoestimulantes viajar a través de las superficies de las mucosas, utilizando proteínas amph; explican los investigadores que se trata de proteínas virales conjugadas con un extremo soluble en agua gracias al cual se une a la albúmina.

En el estudio también explicaron que la amph se puede formular con la proteína Env gp120, que está en el envoltorio externo del VIH, o con la proteína del dominio de unión al receptor (RBD) del SARS-Cov2.

Los investigadores establecieron, luego de pruebas con primates y ratones, que cuando se administra por vía intranasal, induce altas concentraciones de anticuerpos de inmunoglobulina G (IgG) e IgA en diversos tejidos de la mucosa.

“Estos resultados podrían ser un buen presagio de la posibilidad de una vacuna para prevenir la infección por VIH y tienen el potencial de contribuir al objetivo de una vacuna contra el SARS-CoV-2 independientemente de la variante”, dijo Francis Szoka, de la Universidad de California, en un artículo adjunto que examina las implicaciones clínicas del anterior estudio que es encabezado por Brittany Hartwell, del Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT).

Revelan la eficacia del primer fármaco contra el VIH desarrollado en China

Recientemente se revelaron los resultados de los ensayos clínicos que se llevaron a cabo con la aikening, o albuvirtida (ABT) para inyección, el primer fármaco desarrollado hecho en China para tratar el Virus de la Inmunodeficiencia Humana.

En las pruebas, este nuevo biológico demostró ser seguro y eficaz en un régimen de combinación simplificado.

Este nuevo inhibidor de la fusión del VIH de acción prolongada fue aprobado por la Administración de Drogas y Alimentos de China en 2018, y se debe utilizar junto con otros medicamentos antirretrovirales para tratar a pacientes con el virus.

Durante el ensayo clínico de fase 3, que tuvo una duración de 48 semanas, publicado recientemente en el Journal of Infection, se demostró que si se combina con Kaletra, otro medicamento para el VIH, cuenta con un buen perfil de seguridad y su eficacia no fue inferior a un régimen de tres medicamentos basado en Kaletra.

Al respecto, de acuerdo con el portal Shine, el desarrollador del producto, Frontier Biotech, una biofarmacéutica con sede en Nanning, probó ABT en 418 pacientes con VIH en China, que ya habían sido tratados, pero en los que no se inhibió el virus.

Tras cuatro semanas del consumo de la combinación de medicamentos, el 41 % de los participantes vio que su carga viral en plasma era inferior a 50 copias/ml, lo que quiere decir que el VIH “no había sido detectado”.

A su vez, el 83 % había sido tratado de manera efectiva pues aproximadamente el 99 % de los virus del VIH en sus cuerpos estaban inhibidos, según el estudio.

El ensayo clínico de este virus empezó en 2013, y comenzó a dar resultados satisfactorios en 2016. Este sería el primer tratamiento de su tipo en el mundo que utiliza un régimen de dos medicamentos y el primero realizado entre todas las poblaciones asiáticas.

La proteína de la envoltura del virus del VIH puede fusionarse con la membrana celular humana e inyectar su material genético en la célula [...]. Pero ABT puede unirse con la proteína de la envoltura antes de su fusión con las células humanas, bloqueando así las infecciones”, dijo Yao Cheng, director médico senior de Frontier Biotech.

El mercado mundial de medicamentos contra el VIH creció hasta los 34.000 millones de dólares en 2018, desde los 22.900 millones de dólares en 2013, y se espera que logre los 46.700 millones de dólares para 2023.

Noticias relacionadas