nación

Atención | Rodrigo Tovar, alias Jorge 40, aceptó cargos por 13 homicidios

Los hechos se dieron entre los años de 2000 y 2005.


El excomandante paramilitar Jorge 40, responsable de múltiples crímenes, muchos de ellos de lesa humanidad, aceptó varios delitos que cometió en la región de la costa Atlántica.

La Fiscalía fue la encargada de dar la información de manera oficial. “Fiscales lograron que Rodrigo Tovar, alias Jorge 40, en su condición de cabecilla de las extintas Autodefensas Unidas de Colombia (AUC) aceptara su responsabilidad en 13 hechos delictivos ocurridos en Atlántico y César, los cuales se presentaron entre 2000 y 2005″, dijo Deicy Jaramillo Rivera, directora especializada contra la violación de los derechos humanos.

En diligencias realizadas en la cárcel Picaleña, en Ibagué (Tolima), donde permanece privado de la libertad, alias Jorge 40 reconoció un evento asociado al desplazamiento de una familia, en Codazzi (Cesar); y 12 casos de homicidio en persona protegida, que dejaron, por lo menos, 14 víctimas, entre ellas un abogado, un menor de edad, un albañil, agricultores y vendedores informales, en Barranquilla y Galapa (Atlántico), y Codazzi (Cesar).

Estas personas habrían sido asesinadas por hombres armados que formaron parte de las distintas estructuras que conformaron el denominado Bloque Norte. Al parecer, fueron señaladas equivocadamente de estar involucradas en actividades delictivas o de colaborar con otras organizaciones ilegales que tenían injerencia en la región.

El material de prueba indica que los autores materiales de las 13 acciones criminales actuaron de acuerdo con las órdenes y lineamientos definidos por los entonces máximos jefes paramilitares en la Costa Atlántica, entre estos Rodrigo Tovar Pupo.

Con la aceptación de cargos, alias Jorge 40 se somete a sentencia anticipada. La condena será fijada en atención a los parámetros establecidos en la Ley 600 de 2000 (anterior sistema Penal).

Cabe recordar que su hijo, Jorge Rodrigo Tovar consiguió llegar a la Cámara de Representantes por medio de una de las 16 Circunscripciones Transitorias Especiales de Paz. Después de acusaciones por supuesto apoyo del Gobierno nacional y grandes manifestaciones en 13 municipios de Cesar, La Guajira y Magdalena, el abogado logró la mayor votación en la zona.

Su partido, Asociación Paz es Vida, ganó en ocho de los 13 territorios que conforman la circunscripción 12. En la lista se encontraba Tovar junto a Nairobis Beatriz Jiménez Martínez, candidata a la que superó por mucho.

Pero debido a los crímenes que ha cometido su padre, hay muchos que están en desacuerdo con esta elección y aunque demandaron para suspender la acción, el Consejo de Estado decidió no acceder a ello. La Sala relató que al expediente “fueron allegados certificados que acreditan el funcionamiento de la organización que avaló la candidatura, la Asociación Paz es Vida, así como el registro único de víctimas en el que la Unidad Administrativa de Reparación Integral a las Víctimas (Uariv) lo reconoce como parte de la población más afectada por el conflicto”.

El exparamilitar, que formó parte del Bloque Norte de las AUC fue expulsado del proceso de Justicia y Paz por su renuencia a colaborar con las autoridades colombianas, por lo que deberá cumplir, según el ente acusador, las sentencias judiciales, así como las diferentes órdenes de captura y medidas de aseguramiento que han sido proferidas en su contra.