Home

Nación

Artículo

 Claudia López Alcaldesa de Bogotá
Claudia López Alcaldesa de Bogotá - Foto: juan carlos sierra-semana

política

Claudia López admitió que se reunió con la ‘primera línea’, tal como lo reveló SEMANA

La alcaldesa tuvo un encuentro secreto con algunos de los integrantes de ese grupo, algunos de cuyos integrantes han sido señalados de estar, presuntamente, detrás de algunos hechos de violencia en Bogotá.

Este martes, la alcaldesa de Bogotá, Claudia López, se vio obligada a reconocer que se reunió en secreto durante el fin de semana con algunos integrantes de la llamada “primera línea”. Se trata de un grupo de jóvenes, algunos de los cuales, presuntamente, están detrás de hechos de violencia en la ciudad.

La alcaldesa admitió dicho encuentro, luego de que SEMANA revelara que se produjo el pasado sábado en la Alcaldía Mayor de Bogotá.

“Íngrid Betancur y el padre De Roux me solicitaron reunirme con algunos jóvenes que habían conversado con ellos. Así lo hice. Desde hace 5 semanas con PNUD, Iglesia y la Secretaría de Gobierno de Bogotá tenemos y seguiremos teniendo diálogos transparentes y respetuosos con quienes así quieran hacerlo”, dijo la alcaldesa en Twitter.

“Los jóvenes que asistieron el sábado dejaron claro que no venían en representación de ningún grupo en particular y que no tenían capacidad de pactar o acordar nada. Simplemente querían que escucháramos algunas de sus preocupaciones, propuestas y reclamos. Así lo hicimos”, señaló la mandataria.

“Agradezco a PNUD, Iglesia y la Secretaría de Gobierno de Bogotá que continuaran diálogos con diferentes grupos de jóvenes, de derechos humanos y del Comité del Paro. Escucharnos con respeto es la primera garantía de la protesta social pacífica, tal cual lo establecen los protocolos de la Alcaldía de Bogotá”, dijo la alcaldesa.

SEMANA obtuvo en exclusiva el pliego de peticiones de los integrantes de la “primera línea”, dirigido a la Alcaldía de Bogotá.

Los manifestantes le habrían solicitado en la reunión de este sábado a la alcaldesa de Bogotá Claudia López el desmonte del Escuadrón Móvil Antidisturbios de la Policía Nacional (Esmad), y que se evite la judicialización de protestantes detenidos, donde indican que serían “falsos positivos”.

A su vez, dentro del pliego de peticiones habrían solicitado “respeto a los espacios de resistencia”, es decir, a los campamentos que realizan, y la no intervención del Esmad en las protestas que se desarrollen en los próximos días en la capital del país.

Los integrantes de la “primera línea” también habrían pedido una mesa de diálogo con las autoridades de la Alcaldía Mayor de Bogotá y representantes del Gobierno nacional, denominándolo “punto de encuentro”.

Vale destacar que la reunión de este sábado en el Palacio Liévano, la sede de la Alcaldía de Bogotá, empezó a las 10:40 de la mañana y terminó a las 2:53 de la tarde, y que a ella asistieron 25 miembros de ese grupo, incluyendo “algunos encapuchados”.