educación

La educación acaba con las brechas sociales, estás son algunas estrategias del sector privado

Empresarios apoyan la educación de miles de niños y jóvenes de colegios públicos tratando de cerrar brechas.


En Colombia, la diferencia de clases sociales ha generado desigualdad en varios aspectos sociales. Uno de los más discutidos y evidentes es el acceso a la educación de calidad. Aunque en el país la educación primaria y secundaria es gratuita, muchos de los alumnos no están igual de preparados que aquellos a los que sus padres les pagaron estudios en instituciones privadas, que la mayoría de veces quedan en los primeros puestos en el pódium de los mejores.

Más de 100 empresas de sector privado, desde hace varios años, se unieron para generar oportunidades a los niños y jóvenes que viven en pequeños municipios o apartados del país. Todo arrancó como planes piloto que con el paso del tiempo se han consolidado, van desde becas educativas en las universidades más prestigiosas, hasta capacitación a los docentes para que hagan el trabajo con pasión.

Se estima que el proceso para cambiar la calidad educativa de manera integral podría tardar hasta 25 años, según Carlos Enrique Cavelier, presidente de la Fundación Alquería Cavelier y de la Junta Directiva de Empresarios por la Educación. Desde su experiencia ha identificado que en Colombia, solamente los menores en su primera infancia reciben algún tipo de atención y, de esa mitad, únicamente el 29 % recibe servicios dentro del marco de la atención integral.

Cavelier asegura, en conversación con SEMANA, que lo anterior “no solo contribuye a ampliar las brechas socioeconómicas, sino que profundiza las limitaciones en el acceso a la educación y el desarrollo general del país, ya que no hay una inversión que genere más impacto social que la que se haga en la educación de niños y niñas”.

Parte de la solución que plantea es que con educación básica de calidad y con ello dar mayores oportunidades de acceso a la educación superior. Actualmente hay más de 9.8 millones de estudiantes registrados en educación básica y media, de los cuales el 80 por ciento están en el sector público. Igualmente, en el país hay 19.000 colegios, donde el 51 % son privados.

“En la Fundación Alquería Cavelier desarrollamos 4 programas: Talentos Excepcionales, Mejoramiento de la Calidad Educativa, Integración Lingüística y Fondo de Excelencia Académica con los cuales buscamos contribuir en el desarrollo social y económico de la región, así como incidir en la mejora de la calidad de la educación pública y el acceso de jóvenes vulnerables a la educación superior de calidad”, indicó el empresario.

Asegura que tras varios años de seguimiento a esos programas puede hablar de resultados favorables pues ha brindado más y mejores oportunidades a quienes han hecho parte de sus programas. “También hemos generado procesos de acompañamiento a los estudiantes con el fin de fortalecer las habilidades socioemocionales, orientación vocacional y nivelación académica, buscando una integralidad en los procesos y a su vez, permitiendo que una persona realmente desarrolle lo que le apasiona y para lo que tiene aptitudes, reduciendo así índices de deserción o frustraciones laborales”, explicó.

El objetivo de los programas que desarrollan es brindar herramientas y procesos no solo a estudiantes, sino a sus familias, docentes y directivos docentes de instituciones para promover el cambio en los métodos de enseñanza hasta la revisión de las mallas curriculares, “para que estas tengan enfoques útiles y modernos”.

La Fundación Alquería ha implementado el programa de mejoramiento de la calidad educativa en 98 Instituciones Educativas Oficiales en 29 municipios (28 no certificados y Chía), impactando a más de 91.386 estudiantes, 4.432 docentes y 267 directivos docentes. “Por otro lado, hemos hecho alianzas con colegios privados de alta calidad (Liceo Francés, Colegio Los Nogales, Gimnasio El Hontanar), apoyando a 34 estudiantes de colegios públicos que hoy se encuentran cursando primaria y bachillerato (9 estudiantes graduados) en dichos colegios”.

La invitación que hacen desde el sector privado es a que se acerquen a las Secretarias de Educación de diferentes regiones debido a que allí muy seguramente tienen conocimiento de los proyectos que se adelantan y dan las pautas para que se puedan inscribir y ser beneficiados.