nación

Lo último: cárcel para los cinco capturados por el crimen del fiscal paraguayo Marcelo Pecci

Los implicados estaban en la audiencia de imputación de cargos en el búnker de la Fiscalía de Cartagena.


El juez 12 Penal con función de Control de Garantías de Cartagena, envió a la cárcel a los cinco implicados en el crimen del fiscal paraguayo Marcelo Pecci, quien lideraba amplios procesos contra la mafia.

Francisco Correa Galeano, Eiverson Adrián Zabaleta, Cristian Camilo Monsalve, Marisol Londoño (colombianos) y Wendel Scott Carrillo, de nacionalidad venezolana, fueron cobijados con medida de aseguramiento intramural. Por esta razón, deberán surtir su proceso judicial tras las rejas.

Previo a esta decisión, les imputaron los delitos de homicidio agravado en concurso heterogéneo con fabricación, porte o tenencia de armas de fuego, accesorios, partes o municiones agravado.

Estos cargos fueron aceptados por cuatro de los cinco sindicados por las autoridades. Francisco Correa Galeano fue el único que se declaró inocente.

Al término de la audiencia realizada en el búnker de la Fiscalía General de la Nación de Cartagena, los detenidos fueron trasladados a Bogotá debido a que en la capital de Bolívar no hay condiciones de seguridad suficientes.

SEMANA conoció que al menos tres de los cuatro implicados que aceptaron los cargos estarían dispuestos a colaborar con la justicia y buscarían un preacuerdo con la Fiscalía.

Los tres implicados que buscan el preacuerdo quedarán detenidos en el búnker de la Fiscalía de Bogotá, mientras que los otros dos serán enviados a una cárcel de máxima seguridad de la capital.

Wendel Scott Carrillo sería el autor material del crimen cometido en la isla Barú el 10 de mayo; Francisco Correa Galeano figura en el expediente como el presunto articulador y financiador del homicidio que se ordenó desde el sur del continente; Eiverson Zabaleta aparentemente habría sido el encargado de alquilar y manejar la moto acuática; Cristián Camilo Monsalve y Marisol Londoño, su madre, presuntamente hicieron el seguimiento a Marcelo Pecci. De acuerdo con la Fiscalía, estos últimos se habría hospedado en el mismo hotel donde estaba la víctima con su pareja y el propósito era seguirles los pasos durante su luna de miel.

Se sabe, hasta el momento, que los responsables del crimen de Marcelo Pecci, capturados en Medellín el 3 de junio, habrían sido contratados por una suma aproximada de 500.000 dólares, unos 2.000 millones de pesos.

El fiscal paraguayo Marcelo Pecci fue asesinado cuando disfrutaba de la luna de miel junto a su esposa, Claudia Aguilera, quien en los próximos meses lo convertiría en padre, en isla Barú, Cartagena, tras recibir tres impactos de pistola 9 milímetros.