bogotá

Ampliación de la Avenida Rincón en Bogotá va en el 36 % | ¿Cuándo estará lista?

En el proyecto se contempla la construcción de tres nuevos puentes vehiculares, que conectarán la Avenida Boyacá con la Calle 127, la Calle 127 con la Avenida Rincón y otras vías de la ciudad.


El Instituto de Desarrollo Urbano (IDU) y la Secretaría Distrital de Movilidad revelaron que el proyecto de la ampliación de la Avenida Rincón, el cual se financia con recursos de valorización del Acuerdo 523 de 2013 , va en un avance del 36 % y la meta es entregar esta imponente obra de infraestructura a finales de 2023.

Este proyecto contempla también la ampliación de la Avenida El Rincón, desde la Avenida Boyacá hasta la Avenida Carrera 91, incluyendo la intersección en este punto.

Este progreso se distribuye en actividades como la construcción de la red matriz del acueducto, la estabilización de taludes y la construcción de un box coulvert (paso sobre canal), entre otros.

Una vez finalizada esta avenida, la ciudadanía podrá disfrutar de una longitud de 2,35 kilómetros de vía, una ciclorruta a lo largo del corredor y 54.708 metros cuadrados de nuevo espacio público, que van a mejorar las condiciones de infraestructura para la movilidad, seguridad y comodidad de peatones, ciclistas y conductores, disminuyendo los tiempos de desplazamiento y contribuyendo a incrementar la competitividad en las zonas de influencia.

En este proyecto también se contempla la construcción de tres nuevos puentes vehiculares: dos rectos y uno curvo, que conectarán a la Avenida Boyacá con la Calle 127, la Calle 127 con la Avenida Rincón y otras vías de la ciudad.

Para el secretario Distrital de Movilidad, Felipe Ramírez, “este importante proyecto, que cuenta con una inversión de $213.905 millones, generará una verdadera alternativa de movilidad para los ciudadanos de la localidad de Suba, en especial para los habitantes de las UPZ de Niza y Rincón, mejorando los tiempos de desplazamiento, la calidad de vida de los ciudadanos e incrementando la competitividad en las zonas de influencia”.

Además de las mejoras en la movilidad y el aporte al desarrollo urbano, se estima que durante el periodo de construcción se generarán cerca de 3.400 empleos, según lo prevé el director del Instituto de Desarrollo Urbano (IDU), Diego Sánchez Fonseca.

Esta ampliación de la Avenida Rincón hace parte de un listado de obras que debieron hacerse en Bogotá a partir de cobros de valorización de años anteriores, pero que a la fecha aún no han sido terminadas.

Además de la Avenida Rincón, otras de las obras son la ampliación de la calle 45 entre carreras 7 y 5, el par vial de las carreras 17, 18 y 19 entre calles 19 y 13, el puente de la Avenida Cali con Avenida Ferrocarril de Occidente, además de la Avenida Mariscal Sucre.

Cabe mencionar que algunas obras del cobro de valorización de 2018 también ya presentan algunos inconvenientes y, de hecho, el IDU se vio obligado a modificar sus cronogramas de entrega.

Se trata de obras de las aceras y ciclorrutas del Canal Molinos, las de las calles 92 y 94, las conexiones transversales peatonales de las calles 73, 79B y 85 y el puente peatonal de la calle 112 con carrera 9, las cuales presentan atraso en su ejecución.

En las aceras y ciclorrutas del Canal Molinos, esta obra presenta un atraso de 29 % atribuido a factores sociales, ambientales y de ajustes en el diseño, por solicitud de la comunidad.

La obra ha estado suspendida por más de cinco meses, a la espera de los ajustes aprobados por las autoridades competentes. El pasado 2 de mayo se venció el plazo de la suspensión y en los próximos días se presentarán los nuevos diseños a la comunidad y se reanudarán las actividades en la obra, que se espera terminar en septiembre de 2022.

Por su parte, las aceras y ciclorrutas de las Calles 92 y 94 tienen un atraso del 60 %. Esta obra ha tenido un aumento en cantidades de obra del 30 % en el componente de redes hidrosanitarias, lo cual impacta directamente el plazo inicial y el presupuesto. Las obras se postergarán hasta mediados del 2023.

En el puente peatonal de la Calle 112 con Carrera 9, el contratista solicitó hace unas semanas la cesión del contrato, dadas las dificultades de los socios del consorcio para cumplir con la ejecución de la obra que, a la fecha, tiene un atraso de 49 %, razón por la cual se adelanta un proceso sancionatorio de incumplimiento.