nación

“Yo estuve en una cama, casi cuadripléjica”: la historia del grave accidente que sufrió la esposa de Rodolfo Hernández

En una reveladora entrevista con SEMANA, Socorro Oliveros, esposa del candidato Rodolfo Hernández, habló de cómo ese evento hizo aflorar su devoción.


Durante la entrevista que tuvo con SEMANA, Socorro Oliveros, esposa de Rodolfo Hernández, rompió el silencio que la caracterizó durante toda la campaña presidencial. Habló de la relación con su esposo, de Petro, de su hija desaparecida y, también, de su vida personal a una semana de que los colombianos acudan a las urnas.

Cuando se le preguntó acerca de cómo podría ser la vida para ella en caso de que Hernández se convirtiera en presidente y tuviera que vivir en un lugar distinto a su hogar, Oliveros dijo que no tiene problema y ya se ha acostumbrado a vivir en Bogotá.

Después, contó la infidencia acerca de un accidente muy grave que tuvo hace algunos años y que estuvo a punto de cambiarle su vida para siempre. “Además, quiero contar algo: yo tuve un accidente muy grave en 2020, antes de empezar la pandemia, y eso me ha obligado a cambiar muchas cosas cotidianas de mi vida. Yo estuve en una cama, casi cuadripléjica, y eso ha aflorado en mí la devoción”, le dijo Oliveros a SEMANA.

Rodolfo Hernández y Socorro Oliveros
Rodolfo Hernández y Socorro Oliveros - Foto: Instagram: @ingrodolfohernandez

Así mismo, contó que lo que la mantuvo con vida y le permitió volver a estar en buenas condiciones fue su devoción religiosa. “Este tiempo que estoy viviendo lo veo como algo extra que me ha dado Dios. Yo, perfectamente, podría estar en la tumba. Cuando me desperté en la clínica, le ofrecí a la Virgen que me volvería la mujer más devota del mundo, y eso hago”, añadió.

Después de hacer dicha revelación, se le preguntó a la esposa del ingeniero Rodolfo Hernández sobre cuál había sido la causa de dicho accidente, que era desconocido para la opinión pública hasta ese momento.

Oliveros contestó que la naturaleza del accidente fue cuando salió a hacer ejercicio, algo común para ella. “Hago ejercicio todos los días, salí a trotar y me atropelló un carro. Me partió la tibia, peroné, rodilla (…) Pero hoy estoy bien”, dijo la mujer de 70 años, de los cuales 50 los ha pasado junto al hoy candidato a la presidencia de la Liga de Gobernantes Anticorrupción.

 Su esposa, Socorro Oliveros, y su hijo Rodolfo José han sido parte fundamental de su campaña y lo acompañan en algunos recorridos.
Su esposa, Socorro Oliveros, y su hijo Rodolfo José han sido parte fundamental de su campaña y lo acompañan en algunos recorridos. - Foto: archivo personal

Un matrimonio duradero

“Sí. ¿Sabe una cosa? Le daré un consejo y secreto: después de 50 años de matrimonio, el amor se transforma, pero hay algo que no se puede perder: el respeto. Yo por Rodolfo siento amor, respeto y admiración. Hemos tenido muchas crisis matrimoniales, como cualquier pareja, pero las hemos sabido sortear”, dijo Oliveros acerca de si seguía enamorada de Hernández a pesar de los años.

Entre otras cosas, contó que cuando llega a pelear con su esposo, siempre es él quien agacha la cabeza, diciendo que es demasiado noble para mantener la pelea con ella.

También, que es totalmente cierto que el candidato se va a dormir sagradamente a las ocho de la noche para despertarse a las cuatro de la mañana, pero ella, en cambio, se va a dormir a la una de la mañana, por lo que siempre le cuenta lo que pasa entre el tiempo en que el que él está dormido.