Home

Salud

Artículo

Reunión con asociaciones médicas.
Ministra Carolina Corcho en la reunión con asociaciones médicas. - Foto: Ministerio de Salud y Protección Social

reforma a la salud

Ministra de Salud Carolina Corcho atacó a los médicos de Colombia: ahora les echa culpa de los problemas del sistema y les dice que los vigilará

En medio de una reunión con organizaciones médicas, la ministra culpó al sector de la situación económica del sistema de salud.

Prácticamente, cada vez que la ministra de Salud, Carolina Corcho, hace una exposición en espacios públicos o reuniones sobre la idea de la reforma al sector salud, aparece una nueva polémica.

Esta vez, las críticas a la jefe de la cartera de Salud se dan por cuenta de unas declaraciones que dio en medio de la reunión con 14 organizaciones médicas.

“Cada prestador de servicios va a tener una junta autorreguladora. Junta autorreguladora de médicos, donde los médicos vamos a vigilar a los demás médicos. El problema fiscal de este sistema no son los alcaldes y gobernadores, son los médicos. Porque el médico puede disparar el gasto público si manda de todo; el médico induce el nivel de demanda en el nivel primario”, afirmó Corcho.

Las reacciones a estas declaraciones no se hicieron esperar. Una de las más duras respuestas vino por parte del presidente del Congreso, Roy Barreras.

“Soy médico. Como colega les pido excusas… Ustedes salvan vidas todos los días… los aplaudimos en la pandemia… se jugaron la vida y ¿ahora son los culpables?”, escribió en su cuenta de Twitter.

Ministra Carolina Corcho en la reunión con asociaciones médicas.
Ministra Carolina Corcho en la reunión con 14 asociaciones médicas. - Foto: Ministerio de Salud y Protección Social

Álvaro Uribe rompe su silencio frente a la reforma a la salud y lanza 17 advertencias de lo que ocurriría

También en la tarde de este 3 de febrero, SEMANA conoció un documento borrador en el que el expresidente fijó ampliamente su posición frente al proyecto.

En un tono conciliador, sin mayores aspavientos y sin el ánimo de generar controversia, el expresidente Álvaro Uribe plasmó 17 consideraciones sobre la reforma a la salud, una iniciativa del Gobierno de Gustavo Petro que ni siquiera ha sido radicada en el Congreso y ya levantó una polvareda entre las EPS, algunos usuarios y los opositores.

Uribe plasmó sus ideas en un texto borrador que conoció en exclusiva SEMANA y que él decidió llamarlo ‘Sistema de salud: ajustes sin desbarajuste’. Y en el que agregó una consigna: “la solidaridad y la eficiencia social son más alcanzables en los sistemas mixtos que en los monopolios estatales”.

Ministra de Salud, Carolina Corcho Mejía
Ministra de Salud, Carolina Corcho Mejía - Foto: Ministerio de Salud y Protección Social

En el punto número uno, el líder político dijo que el sistema de salud en Colombia ha logrado dar más y mejor atención a los ciudadanos que antes pagaban de su bolsillo el 55 % de los costos y ahora el 16 %.

En el punto dos enfatizó en que el sistema es solidario: “el Estado y los empleadores pagan la mayor parte, el trabajador la cotización mínima y los compatriotas informales casi no pagan”. En otras palabras, “sin importar el nivel económico, todos tienen derecho a los mismos servicios”.

El tercer punto llevó al expresidente a recordar a la opinión pública que el sistema es mixto. “Hay entidades estatales, privadas, mixtas y sin ánimo de lucro”.

En el cuarto, el jefe del Centro Democrático destacó que así como hay entidades de excelencia, “ha habido corrupción y politiquería en hospitales, en EPS privadas, estatales y cooperativas”. Muchas según él han desaparecido.

El expresidente y jefe máximo del Centro Democrático, Álvaro Uribe, y la ministra de Salud, Carolina Corcho.
El expresidente y jefe máximo del Centro Democrático, Álvaro Uribe, y la ministra de Salud, Carolina Corcho. - Foto: SEMANA

Ya, en el quinto punto destacó que desde el gobierno anterior “se emprendió una lucha eficaz contra la corrupción”.

En el siguiente aseguró “que la propuesta anunciada llevaría a que las personas, para acceder a la salud, tendrían que acudir a fondos regionales, organismos de monopolios burocráticos estatales”.

En el punto siete, dijo que lo anterior “puede llevar a unos costos impagables por la explosión burocrática. Sin EPS se debilitaría la racionalidad para utilizar el servicio. Además, en un monopolio estatal, aumentaría el peligro de crecientes influencias politiqueras para obtener citas, acceso a especialistas, a procedimientos y cirugías”.

A renglón seguido, expresó “que en monopolios estatales se aumenta el riesgo de corrupción con sobre facturación y toda clase de excesivos”.