Arroz, cabello, pelo
Se cree que la harina de arroz combinada con clara de huevo serviría como tratamiento contra el exceso de grasa, de frizz o encrespamiento. - Foto: Getty Images

vida moderna

Queratina casera de arroz para alisar el cabello: así se puede preparar

El arroz es rico en antioxidantes y en inositol, una sustancia que penetra en el cabello y lo repara de adentro hacia afuera.

Como se ha mencionado en otros artículos para el cabello, uno de los deseos más recurrentes en las mujeres es tener un pelo largo, liso y sedoso.

El magacín Mundo Deportivo, en su sección de salud y belleza, señala que el frizz del cabello, o más comúnmente llamado pelo encrespado, puede llegar a ser un problema para muchas, ya que por esta razón no consiguen el look y el peinado deseado. El cabello produce cierta electricidad que, junto con la humedad, lo vuelve rebelde y, por lo tanto, sea difícil dominarlo, convirtiéndose en algo antiestético.

Ahora bien, la mayoría de las personas que quieren alisar pelo, recurren a productos químicos y artefactos dañinos como la plancha y los secadores, que luego les pueden causar problemas de salud capilar más graves.

Sin embargo, lo que pocos saben, es que existen algunos remedios naturales que están presentes en todos los hogares, y que, además, son económicos y fáciles de utilizar desde la comodidad de la casa.

mujeres pelirroja
El cabello produce cierta electricidad que, junto con la humedad, lo vuelve rebelde. - Foto: Getty Images/Image Source

Harina de arroz y huevo

Se cree que la harina de arroz combinada con clara de huevo serviría como tratamiento contra el exceso de grasa, de frizz o encrespamiento y del quiebre, según el portal Mejor con Salud.

La revista Glamour México resalta que algunas investigaciones científicas han comprobado que es rico en antioxidantes y en inositol, una sustancia que penetra en el cabello y lo repara de adentro hacia afuera.

Ingredientes

  • 1 clara de huevo.
  • 5 cucharadas de harina de arroz (50 g).

Preparación

  • Bate la clara de huevo y combínala con la harina de arroz.
  • Humedece el pelo y aplica el producto hasta cubrirlo por completo.
  • Peina durante unos minutos, tápalo con un gorro y déjalo actuar durante una hora.
  • Enjuaga con champú y repite el proceso dos veces a la semana.

Coco, avena y almidón

Ingredientes

  • ½ coco fresco.
  • 1 cucharada de avena molida (10 g).
  • 1 cucharada de almidón (10 g).
  • ½ taza de leche (125 ml).

Preparación

  • Rallar el coco fresco y mezclar en la licuadora con la avena molida y la leche.
  • Pasar por un colador, ponerlo en un recipiente adecuado y calentarlo a fuego lento.
  • Diluir el almidón de maíz en un poco de agua y agregar a la mezcla.
  • Remover con una cuchara de palo hasta que adquiera una consistencia cremosa.
  • Esperar hasta a que enfríe y aplicar por toda la melena con suaves masajes.
  • Cubrirlo con un gorro y dejar que actúe una hora.
  • Enjuagar y repetir su aplicación tres veces a la semana.

Huevos y aceite de oliva

La proteína que contiene el huevo, se ha utilizado durante años en muchos tratamientos cosméticos para el cuidado capilar gracias a la vitamina B12 que contiene. Además, su acción detiene la caída y ayuda al crecimiento de cabello nuevo, según el portal Mejor con Salud.

En este caso, al combinarlo con las grasas saludables del aceite de oliva, se puede obtener un cabello sano, nutrido y fuerte.

Ingredientes

  • 2 huevos.
  • ¼ de taza de aceite de oliva (62,5 ml).

Preparación

  • Batir los huevos y mezclar enérgicamente con el aceite de oliva.
  • Tras obtener el acondicionador, aplicar sobre el cabello y dejar actuar 30 minutos.
  • Enjuagar con abundante agua y usarlo tres veces a la semana.

Limón y leche de coco

La combinación del limón con la leche de coco, da como resultado un acondicionador natural, que, además de proporcionar brillo y nutre el pelo.

Ingredientes

  • 1 limón.
  • ½ taza de leche de coco (125 ml).

Preparación

  • Exprimir el jugo del limón y mezclar con la media taza de leche de coco.
  • Tras obtener la mezcla, humedecer el cabello y aplicar con suaves masajes.
  • Dejar actuar durante 20 minutos y enjuagar.
  • Repetir su aplicación dos o tres veces a la semana.