vida moderna

Relaciones: cosas que pueden hacer menos atractivo a alguien para el sexo opuesto

Según estudios científicos, la mayoría de los rasgos poco atractivos no son físicos.


No existen seres perfectos, pero con el paso de los años ciertas personas aprender a identificar que cosas están dispuestas a tolerar y aquellas que jamás negociarán.

Algunas razones que conllevan a la negativa o al rechazo son: la falta de honestidad, de sentido del humor o incluso la falta de sueño. El portal Business Insider recopilo los rasgos y comportamientos comunes que pueden hacer que la conquista no llegue a feliz término.

Falta de sueño

En 2010, investigadores de Suecia y los Países Bajos tomaron fotos de personas que habían dormido al menos ocho horas la noche anterior y otras de quienes no habían descansado en 31 horas.

En este momento, determinaron que quienes, no se tomaron el tiempo suficiente, fueron descritas como individuos poco saludables y, por ende, menos atractivos.

Pasado tres años, los investigadores dieron más detalles y afirmaron que quienes tenían apariencia de falta de sueño, se veían con “los párpados caídos, colgantes, los ojos rojos, ojeras y la piel pálida”, e incluso se veían más tristes que quienes habían descansado.

Ser mezquino

En el año 2017, otros expertos en investigación, generaron un encuentro entre un grupo de hombres y mujeres para que vieran fotografías de gente con expresiones faciales normales.

Algunas de esas imágenes iban acompañadas de calificativos como “decentes” y “honestos”, otras fueron acompañadas de palabras como “malos” y “mezquinos”; y algunas no tenían ninguna información.

Las participantes calificaron como menos atractivas, a las personas que fueron descritas con calificativos negativos.

Amor / sexo / placer
El amor puede intervenir al momento de efectuar un encuentro sexual. - Foto: dpa/picture alliance via Getty I

Lenguaje corporal contraído

Un estudio, de 2010, descubrió que las expresiones faciales del cuerpo pueden hacer que alguien se sienta más poderoso y seguro. Sin embargo, los científicos descubrieron que esto generó una percepción contraria en quien se pretendía conquistar.

Por otra parte, otra investigación realizada en 2016, por científicos de la Universidad de California en Berkeley, la Universidad de Stanford, la Universidad de Texas en Austin y la Universidad Northwestern, sugirió “que una pose extensiva de poder puede hacer que la persona se sienta más atractiva, generando la misma reacción”.

En medio de la investigación, los expertos crearon perfiles para hombres y mujeres en una aplicación de citas. En varias de las fotos aparecía la gente en posiciones contraídas como, cruzando los brazos o encorvando los hombros.

“Los resultados mostraron que los participantes tendían más a elegir personas en posturas expansivas como alguien con quien les gustaría tener una cita que a aquellos en posturas contraídas”.

Parecer demasiado feliz y orgulloso

En 2011, investigadores de la Universidad de British Columbia, procedieron con experimentos en más de 1.000 adultos en América del Norte, mostrándoles fotografías de personas del sexo opuesto y preguntándoles que tan atractivas las veían.

Los hombres calificaron a las mujeres como atractivas cuando se mostraban felices y menos, cuando parecían orgullosas.

Por otro lado, ellas opinaron lo contrario.