Tendencias
El romero es una buena opción para tratar dolores de rodilla. Foto: Getty Images.
Los síntomas del dolor de rodilla son inflamación y rigidez, debilidad o inestabilidad, sonido de chasquidos o crujidos, e incapacidad para enderezar la rodilla. - Foto: Foto: Getty Images.

vida moderna

Rodilla inflamada: el remedio natural que ayuda a deshincharla, así se prepara

Esta afección es muy frecuente y tiene por causas: desgarro de cartílago, ruptura de ligamento, gota, y artritis, entre otras.

El dolor de rodilla puede deberse a varias causas que van desde una torcedura hasta una lesión en los ligamentos o en los meniscos.

Según la Clínica Mayo, esta afección es muy frecuente y tiene por causas: desgarro de cartílago, ruptura de ligamento, gota, y artritis, entre otras. Sus síntomas son inflamación y rigidez, debilidad o inestabilidad, sonido de chasquidos o crujidos, incapacidad para enderezar la rodilla por completo y enrojecimiento.

En concreto, el dolor de esta parte del cuerpo es un síntoma común en personas de todas las edades. Puede comenzar repentinamente, después de una lesión o luego del ejercicio. Incluso, puede empezar como una molestia leve y luego empeorar poco a poco, según el portal especializado en salud MedlinePlus.

La actividad física es recomendada para activar la circulación en las piernas. Foto: GettyImages.
El dolor de rodilla puede comenzar repentinamente, después de una lesión o luego del ejercicio. Foto: GettyImages. - Foto: Foto Gettyimages

Remedios caseros para el dolor de rodilla y la inflamación

Aplicar frío o calor

  • Ambos son convenientes, pero hay que elegir bien el momento idóneo.
  • Colocar la mano sobre la rodilla, ¿está caliente?, ¿está enrojecida? En ese caso, poner un poco de hielo envuelto en un paño para reducir la hinchazón interna.
  • Por el contrario, si está rígida, pero no está caliente, aplicar calor. Hacerlo dos veces al día, pero no más de 20 minutos.

El automasaje

El músculo cuádriceps femoral tiene un importante cometido sobre la rodilla: permitir (gracias también a los tendones que lo recorren) su extensión y flexión. Pero cuando está sobrecargado, la rodilla se desestabiliza y falla, según el portal Saber Vivir, en su sección de salud y bienestar.

  • Si el dolor es leve pero insistente, masajear con suavidad ese músculo 20 minutos dos veces por semana.

Sesiones de taichí

  • Está demostrado que esta práctica milenaria basada en movimientos lentos y suaves relaja las articulaciones y consigue que ganen flexibilidad.
  • Durante la sesión se liberan endorfinas, un tipo de hormonas que proporcionan sensación de bienestar y que, paralelamente, sienta muy bien a toda la musculatura (en el caso de que esté comprimida, contracturada, el riego sanguíneo a la articulación mejorará gracias a ella).

Bebidas para fortalecer las rodillas

Fortalecedora de ligamentos

Ingredientes:

  • Un plátano maduro.
  • Una taza de zumo de naranja.
  • Una cucharada de gelatina y tres cucharadas de miel.

Preparación:

  • Disolver la gelatina en agua y agregar el resto de ingredientes.
  • Se recomienda beber un par de veces a la semana.

Poder antioxidante

Ingredientes:

  • Dos tazas pequeñas de piña cortada en cubos.
  • Tres cucharadas de avena.
  • Una taza de agua, medio vaso de zumo de naranja.
  • Una rama de canela y una cucharada de miel.

Preparación:

Para solucionar las dolencias en el cartílago

Ingredientes:

  • 80 gramos de ortiga.
  • Un zumo de un limón y un litro de agua.

Preparación:

  • Poner el agua en un recipiente para llevarla a ebullición y verter la ortiga y el zumo.
  • Dejar hervir durante 15 minutos, retirar del fuego y dejar enfriar.
  • Se recomienda tomarlo tres días a la semana.

Estimular el colágeno

Ingredientes:

  • Una taza de frutos rojos.
  • Un puñado de espinacas y media taza de jumo de naranja.

Preparación:

  • En una licuadora, introducir todos los ingredientes y beber la mezcla en el desayuno.

Para las rodillas sanas

Ingredientes:

  • Ocho cucharadas de semillas de linaza.
  • Cuatro cucharadas de semillas de sésamo.
  • Tres cucharadas de pasas, dos cucharadas de gelatina, 200 gramos de miel y 40 gramos de semilla de calabaza.

Preparación:

  • Batir todos los ingredientes y guardar la mezcla en la nevera.
  • Se recomienda beber dos cucharadas al día.