Tendencias

Home

Empresas

Artículo

Bombillos apagados y uno encendido
Se espera que esto permita una prestación eficiente, confiable y segura del servicio público, a partir de ubicar el usuario en el centro de la cadena de valor. - Foto: Getty Images / artpartner-images

economía

Buenas noticias: ISA anunció reducción voluntaria de las tarifas de energía en Colombia

La decisión se tomó con el objetivo de contribuir con la normalización de la tarifa, “manteniendo la sostenibilidad del sector y sus agentes”.

La compañía que opera en los negocios de Energía Eléctrica, Vías y Telecomunicaciones y TIC, ISA, a través de sus empresas de transmisión de energía eléctrica en Colombia ISA Intercolombia e ISA Transelca, anunció este viernes que se acogió a las disposiciones propuestas por el Ministerio de Minas y Energía y la Comisión de Regulación de Energía y Gas, encaminadas a afrontar la coyuntura tarifaria derivada principalmente del incremento inesperado del IPP desde diciembre 31 de 2020.

“Este acogimiento voluntario tiene el objetivo de contribuir con la normalización de la tarifa, manteniendo la sostenibilidad del sector y sus agentes, que permite de esta manera una prestación eficiente, confiable y segura del servicio público, a partir de ubicar el usuario en el centro de la cadena de valor”, explicó la compañía.

Así mismo, resaltó su compromiso con el fortalecimiento del sector, “para lo cual trabajará de la mano del Gobierno nacional en la elaboración de propuestas para la aceleración de la transición energética y la integración regional”.

Vale la pena recordar que en días pasados la generadora AES Colombia renegoció la totalidad de sus contratos vigentes que tiene con las distribuidoras de energía.

Además, la compañía está en proceso de renegociar los contratos que tiene con sus clientes del mercado empresarial. Dichas renegociaciones han planteado la disminución de la tarifa, la modificación del indexador y el diferimiento de una porción del valor de las facturas para las comercializadoras entre 2022 y 2023.

La ministra de Minas y Energía, Irene Vélez, destacó el anuncio de ISA y lo consideró una “excelente noticia para el país”.

A raíz de estos acuerdos, AES Colombia aseguró que desde este mes de octubre se reducirá el costo del kilovatio de energía generado, lo cual deberá beneficiar a los colombianos, no solo durante 2022, sino hasta el tercer trimestre de 2023.

El gerente general de AES Colombia, Federico Echavarría, manifestó que la compañía está dispuesta a apoyar al Ministerio de Minas y Energía para buscar “soluciones que garanticen el suministro confiable de energía y no pongan en riesgo el sistema energético nacional, que por más de 30 años ha funcionado óptimamente y es ejemplo en la región”.

A pesar del atraso en la entrada en operación de la línea de transmisión Colectora (a cargo del Grupo Energía Bogotá), de la que depende el proyecto eólico Jemeiwaa Ka’I en La Guajira, AES Colombia aseguró que ha venido contribuyendo con tarifas bajas de energía eléctrica, sirviendo con energía de su portafolio o adquiriéndola en el mercado, las obligaciones contraídas por el proyecto.

La compañía manifestó que este esfuerzo le ha representado un costo adicional de $85.249 millones solo en el 2022 y un ahorro a los colombianos desde hace nueve meses de $67 por kilovatio hora (23 % menos) en la tarifa de energía. Adicionalmente, asumirá un valor aproximado de $291.000 millones hasta 2025 por este atraso, pero ayudará a que la tarifa para los colombianos sea, en promedio, $57 por kilovatio hora más económica.

Isagén también había anunciado que firmó acuerdos con todas las empresas mayoristas que atienden mercado regulado (hogares y pequeños negocios) y compran energía a la compañía, para contrarrestar el crecimiento del Índice de Precios al Productor (IPP), buscando aliviar su impacto en las tarifas.

Bajo estos ajustes voluntarios a los contratos firmados y en ejecución, la compañía garantizó un descuento real y material sobre los precios que aplicarán por el resto de 2022 y, adicionalmente, fijó desde ya un techo máximo de incremento a los precios en 2023.

La compañía aseguró que estos acuerdos buscan beneficiar los cobros de las tarifas de energía, en el componente generación, y “atienden al llamado realizado desde el Gobierno nacional para contribuir con soluciones prontas a la coyuntura de tarifas de energía eléctrica”.

Y es que en los últimos 12 meses (con corte a septiembre) los precios de la electricidad se han incrementado 27,29 % en el país, siendo los habitantes de los departamentos de la Costa Caribe los más afectados. Por ejemplo, en Santa Marta han subido 45,7 %, mientras que en Sincelejo el alza ha sido del 44 %.

“Desde Isagén reiteramos la importancia de continuar en un proceso de construcción con las entidades que rigen la política sectorial, para seguir avanzando y profundizar en una transición energética que garantice cada vez mayor confiabilidad y tarifas justas, como es el propósito de todos”, aseguró la compañía.

Isagén, la tercera generadora de energía más grande de Colombia, también reiteró “su voluntad de trabajo desde la institucionalidad sectorial, avanzando sobre lo construido y reconociendo que la estructura del mercado eléctrico colombiano ha sido un instrumento para apalancar inversiones que han permitido un crecimiento sostenido, que hace de Colombia un país con soberanía energética y confiabilidad en su abastecimiento”.