Mercado del oso - bear market
Ya son varias semanas de resultados volátiles en Wall Street, impulsados por la falta de buenas noticias en Estados Unidos. - Foto: Getty Images

inversionistas

Wall Street termina a la baja preocupada por la economía y las tasas de interés

Este mercado volvió a estar necesitado de buenas noticias.

La bolsa de Nueva York terminó nuevamente a la baja este martes -6 de diciembre-, en un contexto de preocupación por el futuro de la economía el año próximo y temores de mayores ajustes de las tasas de interés en Estados Unidos, luego de los datos de desempleo en ese país que demostraron que la economía no se está enfriando al ritmo deseado por los analistas.

Al cierre de las operaciones para hoy, el Dow Jones cedió así 1,03 %, el tecnológico Nasdaq 2,00 % y el índice ampliado S&P 500 1,44 % en la campana de cierre. Una vez más la plaza neoyorquina vuelve a estar necesitada de buenas noticias, que ayuden a levantar el ánimo y recuperar la confianza entre los inversionistas.

Una de las noticias del día corrió por cuenta del Banco Mundial que advirtió que el riesgo de una crisis de la deuda en los países en desarrollo va en aumento y llamó a los acreedores a favorecer las reestructuraciones de pasivos antes de que sea demasiado tarde.

Indicadores Estados Unidos.
Indicadores Estados Unidos. - Foto: Getty Images/iStockphoto

El Fondo Monetario Internacional (FMI) lo advirtió y el Banco Mundial (BM) lo confirma: más del 60 % de los países en desarrollo están a punto de sumergirse, si no lo están ya, en una crisis de la deuda. Y es que los países más pobres y los emergentes podrían verse imposibilitados de honrar sus obligaciones si ocurre una recesión global y el crecimiento económico se debilita en los próximos años, asegura el BM.

Durante la última década, el endeudamiento de los países en desarrollo se ha duplicado con creces, hasta alcanzar los 9 billones de dólares en 2021, y probablemente más en 2022, según el informe anual del BM sobre la deuda internacional, publicado este martes.

Según los expertos, existen múltiples razones que explican esta situación: depreciación de monedas frente al dólar (la divisa en la que suele contraerse deuda), subidas de las tasas de interés que encarecen los créditos, así como de los precios de la energía, de los alimentos y de los fertilizantes, que agotan las reservas de divisas.

Esta noticia no cayó bien entre las principales bolsas europeas que cerraron este martes con pérdidas después de que los inversores limitaran los riesgos antes de las próximas reuniones de la Reserva Federal estadounidense y del Banco Central Europeo.

La bolsa de Londres retrocedió un 0,61 % y la de Fráncfort un 0,72 %. El parqué de París cedió un 0,14 %, el de Milán un 0,81 % y el de Madrid un 0,46 %.

Entre tanto, el secretario de Estado estadounidense, Antony Blinken, afirmó que su país tiene interés en que China controle la pandemia de covid-19, en momentos que Pekín alivia las restricciones después de protestas históricas.

“Queremos que China controle (la pandemia de) el covid-19. Es de nuestro interés”, dijo Blinken en un evento organizado por el diario económico Wall Street Journal, en el que agregó que “nos interesa por el pueblo chino ante todo, pero también por las personas de todo el mundo, que tengan éxito”.

Destacó “la dramática consecuencia” mundial de las desaceleraciones que han afectado a la economía china, la segunda en el mundo detrás de Estados Unidos, provocadas por las drásticas restricciones que Pekín impuso para responder a la pandemia. China se ha enfrentado en los últimos meses al mayor movimiento de protesta desde la sangrienta represión de las movilizaciones democráticas en 1989.

En segundo plano también hay profundo descontento frente al sistema político, como lo demostraron las consignas de los manifestantes, con algunos exigiendo que el presidente Xi Jinping y el Partido Comunista dejen el poder.

Por último, para entender lo que pasó hoy en los mercados también hay que saber que el precio del barril de crudo West Texas Intermediate (WTI), referencia del mercado estadounidense, terminó el martes a su nivel más bajo del año al cierre, en un mercado preocupado por un debilitamiento de la demanda.

El WTI para entrega en enero terminó en fuerte caída de 3,48 % a 74,25 dólares en Nueva York. En dos días esta semana, el petróleo WTI perdió más de 7 % y en esta ocasión llegó a bajar incluso a 73,41 dólares, un mínimo desde finales del año pasado. En tanto, el barril de Brent del mar del Norte para entrega en febrero, perdió 4,02 % a 79,35 dólares, por debajo de los 80 dólares por primera vez desde enero.

*Con información de AFP.