Tendencias
El Ministerio de Educación definió una política de carácter nacional cuyo objetivo es contribuir a acelerar y mejorar los aprendizajes de los estudiantes más vulnerables matriculados en los niveles de básica y media.
Bogotá se alista para regresar al 100 por ciento de la presencialidad en los colegios públicos. - Foto: Ministerio de Educación Nacional

bogotá

Bogotá y su gran reto de retornar 100 % a la presencialidad en la educación

Varias universidades y colegios privados ya retornaron a clases presenciales con los aforos completos. Esta semana el turno será para los colegios públicos.

Saldar la deuda en educación es la principal premisa para este 2022, no solo del Distrito y los colegios públicos, sino también de los colegios privados y de todas las instituciones de educación superior que tienen el gran reto de volver a recibir a sus estudiantes en las diferentes aulas con el 100 % de presencialidad.

El día D para miles de niños y jóvenes será este lunes 24 de enero, cuando los colegios oficiales abran sus puertas e inicien el calendario escolar de este 2022, pero con presencialidad, un valor intrínseco que se había esfumado en 2020 y parte de 2021 por la pandemia que azotó al mundo entero.

“Será un día importante para la ciudad, es el día más feliz del año, vamos a recibir a nuestros niños y jóvenes en las instituciones educativas. Ese regreso a la presencialidad lo vamos a hacer con autocuidado, con bioseguridad y con corresponsabilidad”, aseguró la secretaria distrital de Educación, Edna Bonilla.

Y a pesar de la postura que ha mostrado Fecode, de que no hay garantías para el regreso del 100 % de la presencialidad a los colegios, el Distrito asegura todo lo contrario e indica que “estamos preparados, porque hemos comprado y dotado de elementos de bioseguridad a las comunidades educativas y hemos hecho intervenciones y mejoras en las infraestructuras. También vamos hacer todo un acompañamiento epidemiológico a todas las instituciones educativas”, dijo la secretaria Bonilla.

No obstante, esto no quiere decir que se vayan a bajar los brazos en la lucha contra la pandemia. “Este 2022 va ser un año diferente y el útil escolar más importante y que vamos a requerir es la vacunación. Por eso invitamos a los padres de familia a que lleven a sus niños a vacunarse. La presencialidad es muy importante para la educación, para la formación de todos como seres humanos y personas íntegras; vamos a saldar esa deuda con los niños y jóvenes y en la presencialidad vamos a poner la educación en primer lugar”, comentó la funcionaria.

Y aunque se podría creer que los padres tienen ciertas dudas de mandar a sus hijos a recibir clases presenciales para evitar un posible contagio del virus y más aún con la presencia de la variante ómicron en la ciudad, la realidad que se vivió esta semana en Bogotá con los colegios privados y algunas universidades que ya retomaron clases, evidencia totalmente lo contrario.

Algunos colegios privados, que aunque ya estaban en presencialidad desde el año pasado, vieron cómo sus estudiantes retornaron a clases en este 2022 convencidos de que la directriz del 100 % de aforo para este año fue la mejor decisión.

“La decisión fue acertada. Si alguien se vio afectado con el encierro, fueron los adolescentes y los niños. Una cosa es estudiar presencialmente y otra es a distancia. En esos procesos afectivos hubo mucha afectación en los estudiantes e, incluso, una buena cantidad de jóvenes tuvo que asistir a consultas en clínicas psiquiátricas porque la afectación fue muy grande”, comentó Walter Abondano, presidente ejecutivo de la Asociación Colombiana de la Educación Privada (Asocoldep).

Frente a cómo fue el balance del regreso a clases en los colegios privados en Bogotá, Abondano señaló que “la inmensa mayoría acogió la medida de regreso a la presencialidad y lo hicieron con la certeza de que es la mejor decisión. Todos los colegios asociados a Asocoldep adelantaron adecuaciones importantes para garantizar las medidas de protección tanto de estudiantes como de docentes y de esa manera garantizar que la educación presencial sea exitosa”.

Según lo explicó Abondano, todos los colegios de calendario B ya retomaron las clases, mientras que los colegios de calendario A lo harán la semana entrante. Para poder prevenir focos de infección dentro de las instituciones, los estudiantes deben hacer autodiagnósticos.

“En caso de presentarse un foco de infección, tanto los estudiantes del curso, como de la ruta cercanos a los estudiantes que estén contagiados, deben aislarse. Pero para prevenir esto, todos los días los estudiantes y funcionarios tienen que hacer un autodiagnóstico, el cual nos permite identificar si hay alguien con síntomas y, en ese caso, ya hay un protocolo definido por parte de los ministerios de Educación y de Salud”, complementó el presidente de Asocoldep.

Además de los colegios privados, algunas universidades también ya iniciaron con su calendario educativo, como es el caso de la Universidad Javeriana y la Universidad Externado, entre otras, y lo hicieron con el objetivo de recuperar el tiempo perdido.

“Estamos muy contentos y satisfechos, porque sucedió más de lo que esperábamos, aunque hay temores. Constatamos que los estudiantes necesitan recuperar la calidad propia de la presencialidad. La universidad superó las expectativas en las matrículas, en la inducción y también en la presencialidad”, aseguró José Fernando Rubio, secretario general de la Universidad Externado.

Siendo consciente de que la formación de los futuros profesionales se pudo ver afectada en los cerca de dos años que la educación fue completamente virtual, la Universidad Externado implementará estrategias de refuerzo en sus facultades para estudiantes de hasta cuarto semestre. Y aunque por ley deben continuar con el pénsum académico, Rubio precisó que los estudiantes de algunas facultades también podrán incluir materias voluntarias de refuerzo.

Caso similar ocurrirá en los colegios públicos, en donde los primeros días de clase, de acuerdo con Walter Abondano, los profesores harán un diagnóstico del nivel educativo con el que llegan los estudiantes para así reforzar en lo que sea necesario.

Se espera que esta misma medida se tome en los colegios públicos que retornan a clases este lunes 24 de enero para así saldar esa deuda en educación que se tiene con los niños y jóvenes de la ciudad.