premios oscar

¿Despojarán a Will Smith de su Óscar?: opiniones divididas tras golpe a Chris Rock

Algunos sectores advierten que lo ocurrido en la gala de la Academia va en contravía de su código de conducta.


En el marco de la polémica derivada de lo ocurrido durante la más reciente gala de los premios Óscar de la Academia, en la que se premia a lo mejor del último año en el cine mundial, cuando el actor Will Smith subió al escenario para abofetear al cómico Chris Rock por un comentario sobre su esposa, se conoció que, al interior de los organizadores y encargados del galardón, se presenta una división de opiniones frente a si se debe o no tomar sanciones en contra del agresor, más aún, teniendo en cuenta que fue uno de los galardonados.

Según revelan medios como el Dailymail, miembros de la Academia cinematográfica mantienen encuentros a través de plataformas como Zoom, en la que se estudia si se puede o no revocar el otorgamiento del premio Óscar a mejor actor, obtenido la noche anterior por Smith, advirtiendo que su conducta es violatoria del código de conducta que ha impuesto el mundo cinematográfico después de escándalos como el que suscitó el productor Harvey Weinstein, y que desencadenó el movimiento #MeToo.

Smith, de 53 años, se hizo merecedor durante la gala de los Óscar 2022 del premio a mejor actor, por su interpretación del personaje protagónico de la película “King Richard”, en el que dio vida al padre de las tenistas Serena y Venus Williams, y que se convirtió en el quinto hombre de origen afro, en casi 100 años de historia de la academia, en ser reconocido como mejor actor.

¿Qué fue lo que pasó?

El hecho que despertó la furia de Will Smith, y que lo motivó a irrumpir en el escenario cuando Chris Rock presentaba el premio a mejor documental, se derivó de un comentario hecho por el comediante, quien al salir a escena intentó despertar empatía con el público y desafortunadamente se refirió a la cabeza rapada de Jada Pinkett Smith; esposa de Will, comparándola con el look de Demi Moore, de la película G.I. Jane de 1997.

No obstante, el comentario no despertó la simpatía de Smith y sus acompañantes, en tanto el look actual de su esposa se deriva de un problema de alopecia que la aqueja desde hace algunos años.

Tras volver a su lugar luego de propinar la bofetada, Smith siguió con su disgusto, advirtiendo a Rock “mantén el nombre de mi esposa fuera de tu maldita boca”.

Tras la bofetada, que despertó la sorpresa de todos los asistentes del teatro Kodak de Los Ángeles, y que incluso en un momento llegó a pensarse estaba planeada, el agredido, Chris Rock, aclaró que no presentará cargos contra Smith y evitó referirse al incidente.

La sorpresa del público, y la polémica por lo ocurrido tomó un nuevo tinte cuando, avanzada la gala, se anunció que Smith era galardonado como mejor actor.

En su discurso, y sin pedir excusas directas a Rock, Smith se refirió a lo ocurrido pidiendo perdón al público e hizo referencia a la importancia de la familia.

Sin embargo, ese se volvió el punto inicial para de las opiniones divididas, pues, además de quienes condenaron la agresión física, también surgieron quienes abogaron porque le fuera revocado el premio; a la vez, d un grupo de actores que respaldó el gesto con el que Smith reprendió las ‘palabras necias’ con las que el humorista se refirió a Jada Pinkett Smith, sin tener en cuenta su contexto particular.

Aunque aún no se ha definido el futuro del premio de Smith, los medios internacionales han calificado la fiesta posterior a la gala como un escenario de ‘hipocresía’, pues, mientras que algunos discutían lo ocurrido y pedían el retiro del galardón, otros posaban en selfies con el galardonado.

En su publicación, el Dailymail también refiere la ‘hipocresía de la academia’, al recordar escenarios precedentes en los que algunas personas han sido excluidas de los premios o de asistir a ellos debido a sus comportamientos, citando el caso de la prohibición de que Kevin Hart presentara la gala por haber publicado tuits irónicos que fueron considerados como inaceptables, o un caso similar con Chrissy Teigen.

Por su parte, otros actores han calificado lo ocurrido como un escenario que fue muy incómodo, mientras que otros, como el actor Mark Hamill, tildaron lo ocurrido como el momento más deplorable en toda la historia de los premios.

A su turno, los hijos de Smith y Jada, Willow, Jaden y Trey, respaldaron lo hecho por su padre.

El Daily también afirmó que, en medio de la polémica, existirían llamadas y presión por parte de varios actores y miembros de la Academia, para que ésta asumiera una posición que castigara de manera ejemplarizante la actuación de Smith, por lo que la posibilidad de un eventual retiro del premio sigue latente.