Home

Mundo

Artículo

Leonardo Cositiorto, CEO de Generación ZOE en Argentina
Leonardo Cositiorto, CEO de Generación ZOE en Argentina. - Foto: leonardocositorto (Instagram)

argentina

Cayó en República Dominicana Leonardo Cositorto, acusado de estafa y otros delitos en Argentina

El empresario argentino estaba intentando desviar la atención de las autoridades para que estas pensaran que estaba escondido en Colombia.

Autoridades dominicanas informaron que este lunes, en horas de la mañana, uniformados de sus cuerpos policiales lograron la captura de Leonardo Cositorto, el jefe del conglomerado conocido como Generación Zoe, en Argentina, y quien es señalado de múltiples delitos en su país, entre los que se cuenta el de asociación ilícita y estafa.

Cositorto, quien es identificado en su país como un coach ontológico y se autoreconoce como empresario, se encontraba prófugo de las autoridades de su país, quienes lo buscaban con circular de Interpol, acusado de al menos 40 casos de estafas en la provincia de Córdoba, más precisamente en la ciudad de Villa María.

Según las autoridades dominicanas, la captura de Cositorto se logró gracias a un juicioso operativo de rastreo, que había permitido determinar que el ‘empresario’ se encontraba viviendo en una exclusiva zona a las afueras de la ciudad de Santo Domingo, y posteriormente se había desplazado a otro lujoso apartamento en el interior de la ciudad.

Sobre su ingreso a República Dominicana, las autoridades locales, en declaraciones recogidas por medios de ese país, han afirmado que el buscado ‘empresario’ había entrado a República Dominicana de manera ilegal, en tanto había intentado usar su acceso a Colombia como señuelo para despistar a las unidades policiales de la región.

No obstante, pese a que su búsqueda se había centrado en Colombia, las autoridades no habían descartado que el señalado estafador también se pudiese encontrar en otro de los países del caribe.

Claves en su ubicación

Según se detalla en medios internacionales, uno de los factores claves que permitieron este lunes la captura del señalado estafador se refieren a que este, pese a estar prófugo, no dudaba en ser visible y continuamente se mostraba por medio de transmisiones a través de plataformas como Zoom o Youtube, a través de las que animaba a los seguidores y miembros de su empresa, que promete altos dividendos a sus inversionistas, a seguir resistiendo y creer en su proyecto.

Precisamente, dichas transmisiones, pese a los intentos de despiste a las autoridades, habían permitido a estas su ubicación, gracias a los códigos IP de sus transmisiones, las cuales fijaban el punto de origen de estas en República Dominicana, pese a los intentos de desviarlas para hacer creer que estas se originan en Colombia.

De acuerdo con información de medios internacionales, tras la captura de Cositorto, la detención ya fue puesta en conocimiento de Miguel Ángel Pierri, el abogado defensor de este.

Más allá de los señalamientos de estafa

Aunque que uno de los escándalos que rodea al referido empresario es el de las millonarias estafas en la provincia de Córdoba, en contra de Cositorto también pesan señalamientos referidos a otros delitos.

Según recogen medios internacionales, actualmente en el Juzgado federal número 4 también cursa una investigación en contra de Cositorto y su compañía Generación Zoe que da cuenta de presuntos delitos de lavado de dinero, basados en las extravagancias en las que incurre normalmente el señalado, advirtiendo que su esquema más allá de las estafas, también se podría haber empleado para el blanqueo de capitales ilegales.

De acuerdo con lo recogido por Infobae, dentro de los signos que prendieron las alarmas en las autoridades se encuentra el sorprendente pago por parte de Cositorto de deudas por cerca de 49 mil pesos argentinos, deuda que dadas sus características era catalogada como “impagable”, no obstante fue cancelada, para posteriormente adquirir nuevos préstamos de elevadas sumas.

En el marco de la investigación que cursa en su contra, y producto de allanamientos, la justicia ha podido incautar libros contables.

De la investigación también hacen parte algunos datos entregados por entidades bancarias que habrían servido como entidades de captación.

Tras un mes de estar prófugo de las autoridades, Cositorto se une a los investigados, pues un círculo de personas cercanas a él, ya fueron capturadas, entre los que se cuentan ”Max” Batista y su contador, Norman Próspero.

Las autoridades siguen tras la pista de Héctor Luis Yrimia, exjuez y fiscal que en meses pasado también abandonó Argentina.