mundo

Nuevo escándalo sexual sacude al gobierno de Boris Johnson; un funcionario dimitió

Este caso se suma a otros similares dentro del partido conservador británico en los últimos meses.


Chris Pincher, un miembro del gobierno del primer ministro británico Boris Johnson, encargado de la disciplina de voto parlamentaria de los diputados conservadores, dimitió tras acusaciones de haber realizado tocamientos a dos hombres, un nuevo escándalo político para el dirigente ya debilitado.

En una carta de dimisión fechada el jueves, Pincher admitió haber bebido “demasiado” y se disculpó por haberse “avergonzado a sí mismo y a otros”.

Según varios medios británicos, el político conservador, de 52 años, realizó tocamientos a dos hombres, entre ellos un diputado, el miércoles en un club privado del centro de Londres, el Carlton Club, lo que provocó quejas al partido conservador.

Pincher dimitió como encargado de la disciplina de partido, pero sigue siendo diputado, lo que provocó peticiones de expulsarlo y de una investigación interna.

“De ninguna manera los ‘tories’ deben ignorar una posible agresión sexual”, tuiteó Angela Rayner, la número dos del partido laborista, principal formación de oposición.

Otro caso que se suma a la lista

A mediados de mayo, un diputado sospechoso de violación fue detenido y posteriormente puesto en libertad bajo fianza. En abril otro dimitió por ver pornografía en la cámara en su teléfono móvil. Y un exdiputado fue condenado en mayo a 18 meses de prisión por agredir sexualmente a una niña de 15 años.

El gobierno de Boris Johnson también se ha visto sacudido por el escándalo de las fiestas de Downing Street celebradas a pesar de las restricciones contra el covid durante la pandemia.

Boris Johnson y los problemas que marcan su crisis de gobernabilidad en Inglaterra.
Varios problemas han marcado una crisis de gobernabilidad para Boris Johnson en Inglaterra. - Foto: @BorisJohnson (Twitter)

“Si fuera mujer”: Boris Johnson critica al presidente ruso, Vladimir Putin

El presidente ruso, Vladimir Putin, no habría ordenado la invasión de Ucrania si fuera una mujer, según estimó el primer ministro británico, Boris Johnson, que consideró que sería mejor que hubiera más mujeres en el poder.

Si Putin fuera una mujer, lo que obviamente no es, no creo realmente que se hubiera lanzado en esta guerra loca de macho, de invasión y violencia, de la manera que lo hizo”, declaró el martes por la noche a la cadena de televisión alemana ZDF.

El inicio de esta guerra es “un ejemplo perfecto de toxicidad masculina”, prosiguió. En la misma entrevista, el dirigente instó a una mayor educación para las niñas en el mundo y abogó para que haya más “mujeres en los puestos de poder”. Sus comentarios fueron objeto de burlas por parte de las autoridades rusas.

“A Freud le habría encantado tener en vida un tema así para sus investigaciones”, destacó el portavoz del Kremlin, Dmitry Peskov, a la agencia de prensa Ria Novosti, respecto al jefe del Gobierno británico.

“Boris Johnson tiene una gran imaginación. ¿Qué demonios hicieron los Siete juntos?”, comentó por su parte Maria Zakharova, portavoz del ministerio de Asuntos Exteriores ruso en Telegram, en referencia a la cumbre de los dirigentes de las siete principales potencias del G7.

En su entrevista a la cadena alemana, el jefe del Gobierno británico también reconoció que “todo el mundo quiere que la guerra termine” pero, por el momento, “no hay acuerdo posible. Putin no hace una oferta de paz”.

El objetivo inmediato de la estrategia occidental es apoyar a Ucrania para que esté en la mejor posición estratégica posible el día en que puedan comenzar las negociaciones de paz con Moscú, añadió.

El primer ministro británico pidió, además, no boicotear la cumbre del G20 en Indonesia en noviembre si el presidente ruso Vladimir Putin asiste, estimando que se le cedería “a otros un instrumento de propaganda”.

El presidente ruso hizo alusión a los objetivos por los que luchó el otrora zar, reconocido por expandir el territorio ruso.
El Kremlin anunció que el presidente ruso, Vladimir Putin, asistirá a la cumbre del G20, del 15 al 16 de noviembre. - Foto: (Mikhail Klimentyev, Sputnik, Kremlin Pool Photo vía AP

Indonesia ocupa la presidencia rotativa del G20 este año, y Yakarta recibió presiones occidentales para excluir al presidente ruso, tras anunciar en abril que estaba invitado. “Me sorprendería absolutamente que Putin fuera en persona. Es una figura paria”, dijo Johnson a los periodistas al margen de una cumbre de la Otan en Madrid.

“No creo que vaya. La cuestión es si nosotros, como países occidentales, abandonamos nuestros asientos en el G20 y dejamos toda la discusión a China, a Rusia. Corremos el riesgo de entregar la oportunidad de la propaganda a otros”, sentenció.

El Kremlin dijo que Putin asistirá a la cumbre del 15 al 16 de noviembre. Indonesia, como muchas economías emergentes, intenta mantener una posición neutral y aboga por una resolución pacífica a la invasión rusa de Ucrania.

Asimismo, Johnson pedirá a sus aliados de la Otan, en una cumbre que se celebra en Madrid, que aumenten su gasto militar en respuesta a la invasión rusa de Ucrania, informó Downing Street el pasado martes.

*Con información de la AFP.