Tendencias

Home

Mundo

Artículo

Las imágenes de protesta contra el gobierno iraní se extendió hasta países como Turquía.
La muerte de Mahsa Amin, quien estaba bajo la custodia de la policía de la moral en Irán, ha causado cientos de protestas que suman más de 40 muertos. - Foto: dia images via Getty Images

mundo

¿Qué es la ‘policía de la moral’ en Irán y a quién vigila?

Más de 40 personas han muerto por las protestas desencadenadas por la muerte de una joven en custodia de la ‘policía de la moral’. ¿Cuál es la labor de este grupo de seguridad?

Las protestas en Irán, un país teocrático, han cobrado la vida de más de 40 personas y se desencadenaron por la muerte de la joven Mahsa Amin, de 22 años, cuando se encontraba bajo la custodia de lo que se conoce como ‘policía de la moral’.

Este grupo de seguridad se llama originalmente Gasht-e-Ershad y su traducción significa, literalmente, patrullas de orientación. Son parte de las fuerzas de seguridad en Irán y están a cargo de vigilar que se cumplan las leyes del código de vestimenta islámico en público.

En general trabajan en equipos de seis personas, pero no todos son hombres. Cada grupo de seis está conformado por cuatro hombres y dos mujeres. Ellas van vestidas con chador, un velo que les cubre completamente la cabeza y todo el cuerpo. No se encuentran en cualquier lugar, normalmente se ubican en lugares muy concurridos, centros comerciales, donde hay multitudes, donde se llevan a cabo eventos. Además, se estima que hay miles de personas encubiertas reportando a la ‘policía de la moral’ desde diferentes lugares, para que puedan ubicar a las “sospechosas”.

La función exclusiva de estas patrullas es revisar el código de vestimenta a las mujeres. Cuando una mujer es detenida recibe una notificación o es llevada a un centro correccional, para recibir una lección sobre la manera adecuada de vestirse y comportarse con moralidad. Justamente Mahsa Amini, cuya muerte encendió al país, fue detenida por llevar el hiyab, el velo que cubre el pelo, incorrectamente. Es decir, por mostrar demasiado pelo.

Cuando son liberadas, las mujeres deben ser “recibidas” por un familiar que sea varón. En algunos casos pueden recibir multas, penas de flagelación o, incluso, condenas a prisión.

Una mujer puede ser detenida cuando no lleva hiyab o si lo está usando de manera incorrecta, es decir, mostrando demasiado su pelo. También si la ropa es corta, en criterio de la patrulla, los pantalones muy ajustados, o si lleva demasiado maquillaje. Los colores muy brillantes, vestidos que dejen ver las rodillas o jeans rasgados también están completamente prohibidos.

¿Qué pasó con Mahsa Amini?

La ‘policía de la moral’ detuvo a la joven inicialmente por no llevar el velo como es exigido y dejar mucho pelo a la vista. Según las declaraciones de la Policía, la joven sufrió de manera repentina un ataque al corazón. Las autoridades negaron cualquier tipo de maltrato y argumentaron que había sido un “incidente desafortunado”.

Se suponía que fue arrestada para recibir unos talleres de reeducación, para aprender a llevar correctamente el atuendo, según las normas del país. El arresto terminó en tragedia y de acuerdo con el testimonio de su hermano, entre su arresto y su traslado al hospital transcurrieron dos horas.

Las protestas comenzaron inicialmente en la provincia del Kurdistán, de donde la joven era originaria, luego se extendieron a otros países como Turquía.

¿Qué es el velo islámico o hiyab?

El hiyab es un código de vestimenta femenina islámico. En el caso de Irán se utiliza un velo que cubre cabeza y pecho, normalmente de color oscuro y que debe ser usado por una mujer siempre que esté en público.

Curiosamente, en Irán no siempre fue obligatoria esta prenda para las mujeres. La norma comenzó en 1979 cuando triunfó la revolución islámica del Ayatollah Jomeini.

Llevar el cabello largo también es parte de la tradición musulmana para las mujeres, así que el acto de cortarlo como lo han hecho muchas mujeres durante las manifestaciones es un verdadero desafío a la autoridad.

El presidente actual en Irán es Ebrahim Raisi, un clérigo ultraconservador cuyo mandato comenzó el año pasado, quien en los últimos tiempos ha endurecido la vigilancia a las mujeres. Recientemente fue noticia por retirarse de una entrevista planeada desde hace mucho tiempo con la principal presentadora internacional del canal de noticias internacional CNN, Christiane Amanpour, en la Asamblea General de las Naciones Unidas en Nueva York.