Tendencias

Home

Mundo

Artículo

Pese a votar negativamente el proyecto de ley que protege el matrimonio gay en Estados Unidos, Glenn Thompson acudió feliz a una ceremonia de ese tipo, dos días después, y en la que su hijo era el protagonista.
Pese a votar negativamente el proyecto de ley que protege el matrimonio gay en Estados Unidos, Glenn Thompson acudió feliz a una ceremonia de ese tipo, dos días después, y en la que su hijo era el protagonista. - Foto: Greg Wohlford/Erie Times-News via AP

estados unidos

Representante se opuso a ley para proteger matrimonio igualitario, y dos días después asistió a boda de su hijo gay

El congresista Glenn Thompson y su esposa se manifestaron felices de recibir en su familia a su nuevo yerno.

La semana pasada se convirtió en noticia el proceso adelantado en la Cámara de Representantes de Estados Unidos, donde hizo curso y fue aprobado un proyecto de ley que busca blindar el derecho al matrimonio homoparental, o entre personas del mismo sexo, ante eventuales disposiciones particulares tomadas en los diferentes estados, o desde la Corte Suprema, que representen un obstáculo para dichas parejas.

En dicho escenario, el voto de un grupo de representantes republicanos se volvió clave para la aprobación de la iniciativa impulsada por miembros de la barrera demócrata; no obstante, un elevado número de congresistas de dicho partido, 157 para ser exactos, emitieron también su voto negativo.

Ahora, pocos días después de lo ocurrido, los medios de comunicación de Estados Unidos han notado que en el grupo de los congresistas que se opusieron a la iniciativa se encontraba el congresista por el estado de Pensylvania Glenn Thompson, quien pese a que en el Congreso expresó su férrea oposición, pocos días después participó de un matrimonio homoparental, donde uno de los novios era uno de sus hijos.

Si bien el voto negativo de Thompson ocurrió el pasado martes, solo pocos días después, el viernes en la noche, se mostró en una posición totalmente distinta, mostrando su beneplácito a la unión de su hijo.

De acuerdo con declaraciones entregadas por el hijo del legislador a la cadena NBC el pasado lunes, en efecto, el pasado viernes tuvo lugar su unión con quien calificó ‘el amor de su vida’, confirmando a su vez que para ello contó con la bendición de sus padres, quienes además de respaldar la decisión, también se mostraron felices de ello.

A su vez, desde la oficina de prensa del referido congresista, miembros de su equipo de trabajo confirmaron la ocurrencia de la unión, afirmando que tanto Thompson como su esposa se manifestaron “encantados de celebrar el matrimonio de su hijo”, destacando que el hecho se traduce en el inicio de “un nuevo capítulo en su vida”.

El hecho despierta cierto interés y opiniones encontradas al interior de la ciudadanía estadounidense, que critican la doble cara del congresista, recordando que él es uno de los 157 que se opusieron al proyecto votado el pasado 19 de julio, y que fue aprobado gracias a que 47 de los miembros de su colectividad decidieron unirse a los demócratas para sacar avante la iniciativa que ahora será estudiada en el Senado, donde se espera que la mayoría necesaria se logra gracias al respaldo de un sector de los republicanos a los sectores que lo promueven.

Para la aprobación de la iniciativa en el Senado se requiere que al menos 10 de los senadores republicanos adhieran a los 50 congresistas demócratas. De ser aprobada la iniciativa, esta sería enviada al presidente Biden para ser sancionada.

De momento, cinco senadores republicanos ya han manifestado su respaldo a la iniciativa.

Medios locales destacan en dicho grupo el caso del senador de Ohio, Rob Portman, quien, por cuestiones familiares ha presentado empatía con los sectores homosexuales, más aún teniendo en cuenta que un hijo del legislador se ha declarado abiertamente homosexual.

Apoyo desde la sociedad

De cara a la votación de ese proyecto por parte del Senado, medios estadounidenses también han referido la existencia de una reciente encuesta practicada por la firma Gallup, en la que se evidencia que el 71 % de los ciudadanos de ese país, es partidario del matrimonio homoparental, porcentaje que incluye a una fracción de los simpatizantes republicanos.

En ese mismo sentido, medios locales de Estados Unidos, como Univisión, también han referido el interés frente a la decisión, recordando que existe incertidumbre frente a la posición que adopten los republicanos, más aún si se tiene en cuenta que en los estatutos del Comité Nacional Republicano adoptados en 2016 y ratificados en 2020, se hacen varias referencias al matrimonio como una institución formada ‘exclusivamente’ por un hombre y una mujer.