Home

Nación

Artículo

La alcaldesa Claudia López asistió al Concejo de Bogotá para defender la vinculación de la ciudad a la Región Metropolitana.
La administración en cabeza de la alcaldesa Claudia López radicó nuevamente el proyecto de acuerdo ante el Concejo de Bogotá para lograr la vinculación de la ciudad a la Región Metropolitana. | Foto: Alcaldía de Bogotá

Bogotá

Demandan proyecto que busca el ingreso de Bogotá a una Región Metropolitana; estaría en riesgo de hundirse

El proyecto está empezando a sufrir las mismas dilaciones que llevaron al hundimiento del Plan de Ordenamiento Territorial en el Concejo.

15 de octubre de 2022

El pasado 12 de septiembre fue presentado por segunda vez, por parte de la administración distrital al Concejo de Bogotá, el Proyecto de Acuerdo No. 462 de 2022, “Por medio del cual se autoriza el ingreso del Distrito Capital a la Región Metropolitana Bogotá-Cundinamarca y se dictan otras disposiciones”.

Habiendo presentado proposición del concejal Luis Carlos Leal Angarita, para que ese proyecto fuera tramitado por su contenido material en la Comisión Primera Permanente del Plan de Desarrollo y Ordenamiento Territorial, tanto en el mes de abril como en septiembre de este año, la proposición de abril ni siquiera se dio el debido trámite y la de septiembre fue rechazada por la mayoría de la plenaria del Concejo de Bogotá.

Ante esa negativa, los concejales Ana Teresa Bernal Montañez, en calidad de presidenta de la Comisión Primera, y el concejal Luis Carlos Leal, buscando las garantías del debido proceso, el acatamiento de disposiciones legales y normativas, para evitar vicios en el trámite del Proyecto de Acuerdo, promovieron en días pasados una acción de conflicto de competencias administrativas ante el Tribunal Administrativo de Cundinamarca, acción que fue admitida por ese órgano.

El tribunal debe resolver de fondo a qué comisión permanente del Concejo de Bogotá corresponde el respectivo trámite de la iniciativa. En ese sentido, aceptado el conflicto de competencias, en opinión de los concejales, se suspendió el trámite en el Concejo hasta que sea emitido el fallo definitivo.

Para los concejales, el proyecto de acuerdo es un asunto de competencia para su trámite y estudio en la Comisión Primera Permanente del Plan de Desarrollo y Ordenamiento Territorial y no de la Comisión de Gobierno.

Para la concejala de Bogotá, Ana Teresa Bernal, es importante que el Concejo realice sus actuaciones en debido proceso, observando las competencias internas reglamentarias y se dé la suspensión del trámite hasta que el Tribunal Administrativo de Cundinamarca determine en derecho el conflicto establecido sobre el trámite del Proyecto de Acuerdo No. 462 de 2022.

Cabe mencionar que esta semana que está por terminar, el Concejo de Bogotá estaba en receso y para el próximo martes 18 de octubre se van a reanudar las sesiones. Ese día habrá sesión plenaria para estudiar dos impedimentos a concejales.

La bancada de la Colombia Humana está en contra de este proyecto. De hundirse el proyecto de ingreso a la Región Metropolitana, la administración distrital lo puede volver a presentar de nuevo.

Vale mencionar que esta es la segunda vez que la Alcaldía de Bogotá radica el proyecto en el Concejo, pues ya se había presentado en abril de este año, pero en su momento, el propio secretario de Gobierno, Felipe Jiménez, ordenó retirarlo.

El pasado 28 de agosto, para iniciar nuevamente el trámite de este proyecto de acuerdo, el Concejo de Bogotá adelantó una audiencia pública para que la administración defendiera la iniciativa y para escuchar las observaciones de la ciudadanía.

La encargada de defender la vinculación de Bogotá a la Región Metropolitana fue la propia alcaldesa López, quien pidió apoyo e invitó a vincularse a la región en la que la capital del país y los municipios de Cundinamarca. Esto, para que puedan sacar adelante proyectos como el Regiotram, garantizar la sostenibilidad alimentaria de la ciudad y la región garantizando precios justos para los campesinos, proteger los ecosistemas y generar más empleo y oportunidades.

“Lo que decidimos crear fue una Región Metropolitana con una relación entre iguales. Ningún municipio de Cundinamarca se debe adherir, ni Bogotá va a ser una vaca lechera a la que le quitan recursos para nutrir un esquema institucional. Pero tampoco va a pasar que ningún municipio de Cundinamarca pierda su autonomía, funciones o recursos para cedérselos a la capital”, explicó López.

Durante la audiencia pública realizada en el recinto del Concejo, intervinieron diversas voces de actores políticos, sociales, gremiales y ciudadanos.

De acuerdo con la Alcaldía, las decisiones de la Región Metropolitana serán tomadas por consenso por el Concejo Regional en el que participarán Bogotá, Cundinamarca y los municipios en igualdad de condiciones. El control político se ejercerá por la Asamblea de Cundinamarca, el Concejo de Bogotá y los concejos municipales que hagan parte de la Región Metropolitana, los cuales podrán citar al director y a los gerentes de sus agencias.

Para esta Región Metropolitana, se contemplan entre otras fuentes:

- Cofinanciación del Gobierno nacional para el mejoramiento de accesos urbanos.

- Participación en la contraprestación por el desarrollo de nuevos aeropuertos en la región.

- Sobretasa al impuesto de delineación urbana, si es aprobada por los concejales.

- Plusvalía y valorización para proyectos estratégicos regionales.

- Participación con proyectos en el Sistema Regional de Regalías (SRG).

Las siete áreas temáticas en las que la Región Metropolitana trabajará proyectos de manera conjunta son: movilidad, servicios públicos, seguridad ciudadana, desarrollo económico, seguridad alimentaria y medio ambiente, ordenamiento y hábitat.