bogotá

Desde el Concejo ponen la lupa a la construcción de viviendas y al POT de Bogotá

El Plan de Ordenamiento Territorial tendrá una vigencia de 12 años por lo que están lanzando advertencias sobre la aplicación del mismo.


Bogotá es una ciudad que cada vez tiene un desarrollo más acelerado y por esa razón el Plan de Ordenamiento Territorial tiene unos lineamientos claros en esta materia desde el 2022 y hasta 2035. Como a la capital del país cada vez llegan más ciudadanos, en el Concejo hay preocupación por las cifras que se han venido conociendo en los últimos días.

Por ejemplo, el DANE reveló que en una década habrá un déficit de vivienda de 177.000 hogares y cada diez años irá aumentando en un 30 por ciento. Según el informe, esa situación indica que cada vez más ciudadanos tienen carencias urbanas y habitacionales relacionadas con una óptima calidad residencial.

Como el POT tiene unos lineamientos en materia de construcción de vivienda, el concejal Yefer Vega, está advirtiendo que no se solucionarán los problemas y que sencillamente los afectados podrían ser los municipios aledaños a la capital del país.

Plenaria del Concejo de Bogotá.
Plenaria del Concejo de Bogotá. - Foto: Concejo de Bogotá

“La escasez de predios para construir podría ocasionar que las constructoras hagan sus desarrollos habitacionales, en municipios de la Sabana de Bogotá que tengan un POT más flexible. Se desencadenaría un efecto dominó: las constructoras se van, se incrementa el déficit de vivienda en Bogotá, disminuye el empleo y por ende, la reactivación económica. Así mismo, se activaría la construcción en municipios aledaños, y los bogotanos se desplazarían a dormir en los municipios vecinos, alargándose los tiempos de desplazamiento, y dando cabida a la conurbación”.

Reveló que “la investigación del profesor de la Universidad Javeriana, Juan Guillermo Yunda, reveló en 2019, que en los estratos altos 4, 5 y 6 los espacios superan los 75 m². En estas viviendas hay estacionamientos subterráneos, piscinas y otras instalaciones. En los estratos bajos 1, 2, 3, los metros disponibles están por debajo de los 33 m², lo paradójico es que, en el estrato bajo se concentra el 86% de la población y en el alto menos del 14%”.

default
- Foto: Tomada de Twitter

Por ello, el concejal estuvo reunido con la alcaldesa de Bogotá, Claudia López, y le expresó su preocupación por el contenido del POT que será discutido por el Concejo de la capital del país.

“El nuevo POT que busca ser aprobado por el Concejo, ordenará la capital durante los próximos 12 años y propone dos medidas concretas para hacer frente al déficit habitacional: Primera, exige que el porcentaje mínimo de suelo útil y urbanizado para el desarrollo de Vivienda de Interés Social Prioritario (VIP) y Vivienda de Interés Social (VIS) en tratamiento urbanístico de Desarrollo se incremente 20% para VIP y 20% para VIS, teniendo en cuenta que actualmente solo se exige un 20% para VIS. Segunda, para garantizar la generación de viviendas con calidad arquitectónica y espacial para el cuidado de sus habitantes, se exige un área mínima habitable de 42 m² para VIS y VIP”.

A juicio del concejal, las medidas aumentarán la oferta de la vivienda VIS pero se podría generar un efecto contrario a lo que se está proponiendo. “Si el POT exige que se aumente el porcentaje de suelo destinado a VIS y VIP, y que las unidades habitacionales sean de mínimo 42 m², el precio de los predios disminuirá significativamente. Los propietarios de estos predios podrían decidir no vender, más aún si saben que el precio que les pagarán escasamente cubre los costos elevados de un predial. El Distrito debería poder asegurar el suelo en Bogotá, para cubrir la demanda de vivienda y evitar que la población migre hacia municipios aledaños”, dijo Vega.

El Concejo empezará la discusión en los próximos días y se augura una fuerte discusión por este tema que es tan importante para la capital del país.