nación

"No es populismo punitivo": Duque defiende la cadena perpetua ante los gobernadores

En la cumbre de gobernadores que se celebra en Paipa, el mandatario insistió en que la cadena perpetua para violadores que él promueve, puede incidir en la disminución de ese delito.


Este miércoles, en medio de las celebraciones por los 200 años de la Batalla de Boyacá, que selló la independencia de Colombia, el presidente Iván Duque insistió en la cadena perpetua para violadores de menores. Lo hizo en la reunión anual de gobernadores que tuvo lugar en Paipa, Boyacá. 

Allí habló de los 200 años de la gesta independentista, pero también sobre los retos en la atención a la infancia y a la niñez, pues ese era el tema de la cumbre de este año: Bicentenario por la Niñez. El presidente dijo que el país tiene una deuda histórica con los más pequeños, pues hoy el lugar de mayor vulnerabilidad de los niños es el hogar. "Hay que ser absolutamente drásticos cuando se presenta una violación o el abuso de un menor. No es populismo punitivo, como han dicho por ahí. Es una causa histórica y justa, aseguró.

La idea de la cadena perpetua para violadores y asesinos de niños ha sido impulsada por la indignación que han producido casos como el crimen de Yuliana Samboni, la niña de 7 años abusada, torturada y asesinada por Rafael Uribe Noguera o el de Luis Santiago Pelayo, un bebé de once meses que fue raptado, violado y asesinado por su padre en Chía.

La fallecida congresista Gilma Jiménez, fue su principal impulsora, desde que se desempeñaba como concejal de Bogotá. Ella logró que el Senado aprobara la convocatoria del referendo, pero la Corte Constitucional lo declaró inconstitucional por vicios de forma. 

Le recomendamos: "Delitos sexuales contra niños cometidos por las Farc merecen la misma pena que Rafael Uribe Noguera"

Posteriormente, intentó de nuevo con otra iniciativa, pero aunque la aprobó el Senado, fue archivada finalmente por la Cámara.

Después de su muerte, su cruzada la continuó su hija, Yohanna Salamanca Jiménez, quien, con el apoyo de personalidades como Pirry y la periodista Salud Hernández, promovió la recolección de firmas para solicitar al Congreso la convocatoria del referendo. La iniciativa ciudadana no logró, sin embargo, las firmas suficientes para seguir adelante.

Ahora, con el respaldo del presidente electo, Salamanca cree que llegó el momento en el que la lucha que dio su madre por varios años dará finalmente resultados. “Esto es una noticia no solo para nosotros ni para el legado de mi mamá sino para los niños colombianos. Hoy lo que sabemos en Colombia es que por fin los niños colombianos tienen presidente que se la va a jugar con toda para protegerlos”, aseguró.

Sin embargo, la propuesta que respalda Iván Duque puede tener problemas constitucionales. Aunque la iniciativa que tumbó la Corte en 2010 se cayó por vicios de forma y no de fondo, algunos expertos creen que la imposición de la cadena perpetua chocaría con la Constitución, pero también con tratados internacionales que ha ratificado Colombia.

Para la experta de derecho penal de la Universidad Libre, Martha Casas, la cadena perpetua no es una solución recomendable. “En las cárceles hay estados de cosas inconstitucionales por el hacinamiento, además, este es un proceso que ha sido decantado por la jurisdicción, ha sido decantado por juristas importantes en la medida de que lo primero antes de proferir una cadena perpetua se debe modificar la constitución política porque en Colombia hay prohibición de cadena perpetua”.

Le sugerimos: Políticos vuelven a prometer apoyo al referendo de los niños

Sin embargo para Yohanna Salamanca existe toda la viabilidad, “esta lucha lleva más de diez años, ya todos los argumentos se han dado los jurídicos, los técnicos, todos los que se necesita para saber que podemos modificar nuestra constitución en función de nuestros niños, la constitución la modifica el Congreso todo el tiempo con otro tipo de temas pero no ha querido legislar a favor de nuestros niños y vamos a lograrlos”. Afirmó y agregó, “a esta iniciativa lo único que le faltaba era la decisión sin vacilaciones de un gobierno nacional. Veo que es viable y estoy completamente segura que por fin el Congreso de la República va a estar a la altura de los niños y miles de colombianos”.

Para que la propuesta se convierta en realidad, la convocatoria a referendo debería ser aprobada por el Congreso y luego ser estudiada por la Corte Constitucional, antes de que los colombianos se pronunciaran sobre su viabilidad.

Las reacciones frente a la iniciativa no se hicieron esperar en las redes sociales, varios usuarios celebraron el hecho.

Ante las eventuales críticas sobre el carácter exclusivamente punitivo para tratar el tema del abuso infantil, Duque concluyó que hay iniciativas de otro tipo para mejorar la situación de la niñez. Habló de la importancia de la pedagogía y la prevención, con su proyecto de ‘La escuela de padres‘, en donde se busca dar asesoría psicológica y especializada a padres y madres. Concluyó asegurando que en el plan de desarrollo está planteado aumentar disponibilidad de recursos para el programa de alimentación escolar, para lo cual se creará una agencia especializada. También resaltó otros indicadores:  pasar de 1 a 2 millones de niños con atención integral para la primera infancia, profundizar la jornada única y apostarle a mejorar la educación rural. 

Es la segunda vez que Duque insiste en las últimas semanas en el tema de la cadena perpetua para violadores de menores. Se vislumbra que ese será uno de los temas de la agenda de gobierno en el período que comienza.