salud

Viruela del mono: “no es un virus nuevo”, dice el Instituto Nacional de Salud

Actualmente, en las Américas no hay un caso confirmado. El último brote en este continente fue en Estados Unidos, en el 2003.


Esta semana se han identificado nuevos brotes de la “viruela del mono” en varios países alrededor del mundo. Esta es causada por un virus poco común que se transmite por zoonosis. Ante el aumento de los casos en territorios como España, Portugal, Canadá, Estados Unidos, Suecia, Italia, Bélgica, Alemania y Francia, Perú declaró alerta sanitaria.

En el caso de Colombia, el Instituto Nacional de Salud (INS) explicó a través de un comunicado cuál es la situación del virus y la enfermedad en el mundo, cómo funciona su propagación y qué se está haciendo en el país para prevenir una situación como la de los países que reportaron los brotes.

De acuerdo con el INS, los virus tipo POX pueden ser transmitidos por muchos animales. Los contagios que se presentan en humanos se dan específicamente cuando un humano ingresa al hábitat natural del animal.

Como se trata de una especie de virus que es parecido a la varicela en humanos, y produce en los animales unas vesículas y signos respiratorios que en contacto con humanos que trabajan en investigación, en la selva o en actividades de turismo en donde entran en contacto, pueden terminar siendo contagiados.

La principal diferencia de la “viruela del mono” con una varicela es la presencia de ganglios inflamados en muchas partes del cuerpo.

Los casos iniciales de esta enfermedad son importados de regiones de África. Es muy raro que se inicie el contagio entre personas, pero se puede dar y luego generar cadenas de transmisión.

OMS cita a reunión urgente por propagación mundial de la viruela del mono
La OMS cita a reunión urgente recientemente por la propagación mundial de la viruela del mono. - Foto: Getty Images / Mixmike

El INS advirtió que es muy importante la detección a tiempo para cortar una cadena de transmisión. Cuando el virus llega a órganos del cuerpo humano como el cerebro o pulmones puede ocasionar la muerte, pero es más probable que se produzca una muerte en mil casos que en pocos casos. Es clave cortar y detectar a tiempo la transmisión.

Según la entidad sanitaria, este no es un virus nuevo; sin embargo, su origen principalmente está en los monos. Actualmente, en las Américas no hay un caso confirmado. El último brote en este continente fue en Estados Unidos, en el 2003.

Y aunque el virus del mono puede generar preocupación en la opinión pública, es cientos de veces más probable y más grave un virus como el del sarampión, porque es altamente contagioso.

“Recordemos que el sarampión lo tenemos alrededor, hay casos en Estados Unidos, Brasil y Venezuela. Además, se propaga eficientemente hombre a hombre por vía respiratoria. En Colombia se enfoca el trabajo en afinar nuestro Sistema de Vigilancia en Salud Pública. Ya tenemos el monitoreo reforzado de enfermedades o brotes que provocan sarpullidos o erupciones en la piel”, afirmó el INS.

El Instituto también informó que se hizo un análisis de la situación con los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC), y ya se está construyendo un lineamiento de vigilancia para servicios de salud.

“Los esfuerzos se orientan en el mejor funcionamiento y respuesta permanente del sistema de vigilancia más que en la preocupación de la gente. De hecho, aunque hay probabilidad de contagio del Monkeypox, es más probable la importación de un caso de sarampión”, puntualizó la entidad.